Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
9 noviembre 2014 7 09 /11 /noviembre /2014 10:46
Un largo viaje

Dirigida por Jonathan Teplitzky con cierta parsimonia narrativa, nos cuenta la historia de Eric Lomax, un oficial británico de comunicaciones durante la Segunda Guerra Mundial en el episodio humillante de la rendición del destacamento británico en Singapur ante los japoneses, ganándose el desprecio de éstos. Lomax es internado con sus compañeros en un campo de prisioneros cercano al rio Kwai y se verán obligados a construir un puente para el ferrocarril. Es el episodio histórico de la famosa película de David Lean, pero aquí despojado de toda épica y atento a reflejar la dura y miserable realidad de aquellos días y de ese ominoso lugar concreto. Lomax interviene en un intento de los prisioneros de fabricar una radio para estar informados del curso de la guerra. Son descubiertos y el oficial se ofrece como responsable para evitar que torturen a todos sus compañeros. Esta heroica actitud le vale la tortura más dura a manos del joven oficial nipón encargado del los servicios de contraespionaje. Todo lo ocurrido deja secuelas imborrables en Lomax.

Cuarenta años después vemos al oficial retirado, con una bella y romántica historia de amor con una mujer con la que se casa. Colin Firth y Nicole Kidman se ajustan a sus personajes con toda la sabiduría actoral que poseen. Aunque no logran dar un poco más de credibilidad emocional a sus personajes, seguramente poniéndose a tono con el aire desvaído y frio de la película. En estas, Lomax es informado de que su torturador sigue vivo y que se gana la vida como guía turístico de la zona tailandesa del rio Kwai, puesta de moda por la citada gran película con un impecable elenco actoral, Alec Guinness, Jack Hawkins y William Holden. Empujado por el suicidio de un compañero, decide ir a su antiguo lugar de tortura para vengarse.


Y aquí es donde falla estrepitosamente la película. Si bien las secuencias de tortura y sus efectos son convincentes, la moralina que se desprende, sin motivación y sin profundidad, del segmento final de la cinta no acaba de convencer y deja un regusto de algo falso, artificial, casi de "obligado final feliz". No obstante la película se ve con interés, el diseño de producción es excelente, y coloca un poco en su sitio un episodio histórico que Lean falsificó con las mejores intenciones.

Por cierto, como sigue siendo habitual, el titulo en inglés (The Railway Man) es mucho más adecuado que el que se nos ofrece en español.

Compartir este post

Repost 0
Published by nullediesinelinea.over-blog.es //charlus03 - en cine - teatro - opera
Comenta este artículo

Comentarios

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens