Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
19 febrero 2015 4 19 /02 /febrero /2015 09:12
Sant Vincent

Un caramelo para un actor de carácter. Eso es "St.Vincent" que juega con la cara de palo de Bill Murray, su aspecto destartalado y la involuntaria comicidad de sus gestos, tan comedido como un hurón y con la astucia de una comadreja. Borda su papel de borde nada redimible y sólo suena artificial cuando trata de poner cara de buen chico. Así ha sido en todas sus ultimas películas. Aquí dirige con habilidad Theodore Melfi y más tratándose de una ópera prima. Pero en realidad dirige al niño coprotagonista, a la buena lista de secundarios, con una Naomi Wats irreconocible pero habilidosa. A Bill le deja hacer y a veces se extralimita pero siempre nos deja asombrados de su ductilidad impasible.

Una película indie norteamericana con sabor a triunfo en su aparentemente desmochado guión y la interpretación gamberra de Bill Murray. ¿Defectos? A montones. ¿Gracia? A montones, siempre rozando el drama. Un juego de equilibrios realmente bien resuelto a favor de la comedia, gracias a Dios), con personajes que devienen arquetipos, el vecino gamberro pero con buen corazón, la putilla simple pero noble, el niño insignificante con ansia de victoria, la madre divorciada agobiada por el trabajo y la soledad...

No hay nada nuevo en esta trama, el viejo gruñón solitario que inopinadamente debe hacer de canguro del hijo de su nueva vecina. Ya tenemos armado el lío y mas teniendo en cuenta que el vecino es Bill Murray en su faceta más anárquica, borde y rijosa. Esto podría acabar mal y de hecho está en un tris, pero... interviene la magia del cine y la suerte de principiante y claro la baza sobre seguro que es Murray y Watss juntos. Nada nuevo bajo el sol, excepto la frescura, el morro, la espontaneidad aparente y la gracia de los personajes y de lo que va ocurriendo. El final absolutamente sorprendente y en medio un guiño para que nos lo creamos: la subtrama de Murray su esposa fallecida.

Premio a todos, Bill Myrray, Naomi Watss, la gordita encantadora que es Melissa Mc Carthy. La química funciona entre Bill y el pequeño Chris O'Dowd, con lo que la naturalidad está garantizada. El niño es creíble y encantador. Uno sale del cine con una sonrisa en los labios. Y eso es mucho decir en estos tiempos.

Compartir este post

Repost 0
Published by nullediesinelinea.over-blog.es //charlus03 - en cine - teatro - opera
Comenta este artículo

Comentarios

Salud menor bucal 02/19/2015 18:05

Me encantaría poder ver esta película, pinta muy bien.

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens