Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
10 enero 2018 3 10 /01 /enero /2018 10:49

Tom  Cutler,  "de madre sexóloga y padre dominico (por un tiempo)" , el autor de este libro, es un ejemplo paradigmático de lo que puede llegar a ser el humor británico cuando tiende hacia un enciclopedismo cachondo y algo gamberro unido a una erudición absurda, mordaz e irónica. Hacía tiempo (mucho) que no disfrutaba, reía y me alborotaba jovialmente con el contenido, supuestamente serio y pedagógico de estas "211 cosas que un chico listo debe saber". Cutler ha sido, como él mismo reconoce, "maestro, escenógrafo, contrabajista, escritor de discursos, impresor, gerente de una tienda de juguetes, letrista, sumiller, marionetista, tipógrafo, redactor en una revista, líder de un grupo  musical, pintor de retratos, reportero radiofónico, dibujante de  tiras cómicas y negro para el cardenal Hume, difunto arzobispo de Westminster". Además es "mago y guitarrista especializado en Bach." ¿Se lo creen ustedes? Yo, después de leer, regocijadamente, este libro, sí. Y aún le añadiría como en la canción de Sabina: un pirata con pata de palo, con un parche en el ojo, con cara de malo...

Como Cutler se preocupa de aclarar, esta obra "está dirigida principalmente a todos aquellos varones que tienen entre dieciséis y ciento dieciséis años y que no tienen nada que hacer un miércoles por la tarde en pleno invierno". En ella Cutler nos enseña algunos de esos "consejos indispensables para desenvolverse en la vida diaria que no se enseñan en el colegio" y que van desde "pesarse la propia cabeza, ganar dinero en un casino o quitarse los calzoncillos con los pantalones puestos". Para comprender el humor a lo Monty Phyton de este benemérito humorista, léase al final del prólogo el porqué de haber titulado su libro como las  "211 cosas..." y no haber empleado un número redondo.

El libro está dividido en ocho capítulos en los que nos va dado consejos y trucos (algunos muy ingeniosos que no suenan a tomadura de pelo) y nos enseñan a "ser un hombre de verdad", divertirnos a base de la física elemental, aquellos conocimientos de lo que "siempre has querido saber como hacer pero no tenías claro por donde empezar", pasatiempos, deportes y juegos en plena naturaleza, pasatiempos y trucos de salón para el citado miércoles invernal en que no sabes qué hacer, el tipo de bromas e inocentadas que alteran muchísimo a una de las partes de la ecuación, los incidentes públicos que esconden bromas un tanto sádicas y un capítulo final dedicado a "recetas audaces para chefs con agallas" (que yo recomendaría aplicar con mucha prudencia o, mejor, abstenerse).

Así, querido lector, que prepárese, abra los ojos y lea con atención y trate de refrenar esa sonrisa que levantaría suspicacias en el metro o el autobús o donde sea que lea el libro y sobre todo no ceda a la tentación de reírse a carcajadas, suele estar muy mal visto en público, cuando uno está solo y, horror, lee un libro. Aprenderás a lanzar una peonza, meter un barco en una botella, curar una resaca a tu mejor amigo, detener un tren con las manos, hacer flotar un huevo, hacer malabarismos con naranjas, confeccionar una cometa, hacer girar una cuerda como un consumado vaquero, lidiar un toro, ordeñar una vaca o dejar sin habla a un testigo de Jehová en la puerta de casa, tocar la gaita escocesa, romper una guía telefónica por la mitad, impresionar a una chica sin arruinarte, utilizar un reloj como una brújula, parecer mas inteligente de lo que eres, caminar sobre brasas, patinar hacia atrás, dárselas de entendido en arte o en filosofía o en ciencia, cómo encender un pedo, cantar al estilo tirolés, verter cerveza dentro de los pantalones de un tipo, cocinar para invitados cuando tienes la cocina en obras...etc.

Para los lectores que disfruten con ese disparatado y a veces útil libro y quieren hacer un regalo a la novia, la mujer o la casera, que sepan que hay un  211 cosas que una chica lista debe saber, en el que sugiere a las chicas cosas como aprender a fabricarse un vestido de noche con una bolsa de basura o a estrangular a un hombre con las piernas o cómo adelgazar tres kilos en seis horas. Anímense y buena  lectura. Y otra cosa, el diseño de portada y la encuadernación es deliciosamente "vintage".

FICHA

211 COSAS QUE UN CHICO LISTO DEBE SABER.- Tom Cutler.- Trad. Ángeles Leiva.- Ed. Debolsillo.338 pág. 11,95€.- ISBN 978849909058

 

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens