Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
9 julio 2019 2 09 /07 /julio /2019 11:12

La humildad tiene mala prensa. El cristianismo, que empezó tan bien, no tardó en manipular esa virtud, o mejor, característica deseable y operativa (más de lo que parece) y la convirtió en una exigencia puramente de apariencia (como un disfraz circunstancial para lograr objetivos e intereses bastardos). El defecto contrario es la soberbia, la prepotencia, el orgullo desmedido y la total falta de empatía hacia los demás. Lo más peligroso es cuando a esa falta de humildad se une el poder, la ambición megalómana y la ausencia de responsabilidad por las consecuencias de los propios actos (basta con echar un vistazo a los Trump, Putin, etc.; hay donde escoger).

Se podría sugerir una indolora terapia cognitiva para ese tipo de personajes que crecen como la mala hierba en todos los círculos del poder, hasta los más humildes. Se trataría de someterles a un especie de "ejercicios espirituales" de al menos una semana de duración intensiva. La base temática de los ejercicios sería los recientes datos astronómicos en los que se barajan hechos incontestables referentes a magnitudes, distancias y funciones que se producen en el espacio exterior, fuera de este minúsculo e infatuado planeta. Por ejemplo: aparte de hacer referencia a la necesidad, ya vigente y pronto urgente, de buscar un planeta habitable porque el nuestro está cerca del punto de no retorno por excesos cometidos por la especie humana o la importancia de nuestra pequeña estrella , el sol, cuyo estado (en decadencia imparable: segunda ley de la termodinámica)  y explosiones en la superficie tienen un efecto considerable en nuestra atmósfera y en nosotros. El plato fuerte sería, por ejemplo, los agujeros negros y la existencia de uno cuya masa oscura tiene el tamaño de nuestra galaxia multiplicada con millones de veces y que va creciendo zampándose galaxias enteras como aperitivo.Pero lo que causa (al menos a mí y quizá a algún soberbio al que se le enseñe a pensar en ello) auténticos escalofríos de pura humildad, es cuando el astrónomo o físico de turno nos dice a qué distancia está (lo que explica la irresoluble dificultad en ser localizado y menos fotografiado): tan lejos que no hay telescopio (ni siquiera los que se colocarán en órbita o más allá a bordo de satélites) capaz de acercarse. Es como (dijo el astrónomo) si intentáramos ver con nuestros ojos los pequeños agujeritos de una pelota de golf colocada en plena Plaza Roja de Moscú desde la Plaza  de la Pilarica en Zaragoza. Sabemos de su existencia a través de aparatos muy complejos que analizan señales y huellas de radio. Imaginen por un  momento el auténtico tamaño relativo de nuestra castigada Tierra y aún más los "agujeritos de pelota de golf" que constituye nuestro país, y la microbiana presencia de esas despreciables partículas, los humanos,  que se afanan pensando que son importantes y existe un designio divino que avala su infinitesimal existencia. Ante esa grandeza solo cabe el estupor y la maravilla como decía Cervantes en su soneto al túmulo del Rey : ¡Voto a Dios que me espanta esta grandeza/y que diera un doblón por describilla!/Porque ¿a quién no sorprende y maravilla/esta máquina insigne, esta riqueza?.- ALBERTO DÍAZ RUEDA
 

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens