Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
22 diciembre 2019 7 22 /12 /diciembre /2019 19:11

Durante mi infancia en Marruecos, en la época del Protectorado español, donde mi padre ocupaba un cargo oficial, viví una profunda amistad con una familia judía que residía en una casa aledaña a la nuestra. Era una pareja de mediana edad que no tenían hijos y para los que poco a poco me convertí en un invitado especial (principalmente para la mujer, una dama elegante de gestos suaves y voz musical con acento francés). Ella me fue contando detalles sobre su cultura, sus creencias, su amor a los libros y a la Palabra, entendida como un vínculo con lo divino que hay en nuestro interior. No se si a mi corta edad entendía lo que me contaba,  pero lo cierto es que dejó en mí un poso de curiosidad insaciable por el mundo de los judíos, su cerrada cultura endogámica y la dinámica inteligencia de sus planteamientos. Ella me enseñó a leer de una manera distinta a la que aprendí en el colegio y me facilitó algunas claves para entender la manera de vivir judía. Después, ya en España, tuve amigos judíos en el Colegio y la Universidad y hubo un fácil y cómplice entendimiento con la mayoría, a pesar de que siempre llegaba a un punto donde aparecían los obstáculos de "la diferencia".

Y es precisamente esa característica del pueblo judío, que ha construido su identidad mediante el amor al Libro, a los libros, la lectura, la discusión, la enseñanza y la obligatoriedad de estructurar eso en la educación de los hijos por sus padres, en la cohesión de la familia con lazos de ese tipo, lo que constituye la principal fascinación que me ha provocado esta etnia. Convertir en señal de identidad de un pueblo algo como la íntima y secular relación entre la persona y las palabras, un principio vital articulado en mi propia vida como individuo fascinado por los libros, me parece algo asombroso.

Amos Oz en un ensayo titulado "Los judíos y las palabras" dice que en el interior de cada judío hay una biblioteca, salvo para aquellos que han desdeñado sus raíces y asimilado otras culturas. La pasión por saber, por interpretar, convierte "al mundo entero en un texto" y no es casual que la mayoría de grandes cerebros de la historia de la humanidad, en la ciencia, las artes, la filosofía o la literatura, hayan sido judíos. El judaísmo avala la búsqueda incansable del conocimiento y la verdad, aunque siga habiendo temas pendientes como el sometimiento de la mujer, la prepotencia patriarcal, la tradicional verbosidad compensatoria judía, la actitud ante el sexo o el sentido oscuro del humor (Woody Allen o Groucho Marx) y el complejo permanente y profundo de culpabilidad (Freud). Los judíos no deberían ser el Otro, el Forastero por antonomasia, sino unos hermanos a los que no hemos aprendido a amar, a entender o a conocer (aunque tampoco ellos han sabido propiciar ese acercamiento). El judío es la asignatura pendiente de la Humanidad. Lo malo es que parece que ellos también lo creen así, aunque por razones diametralmente opuestas. En realidad son el gran Malentendido de la historia.- ALBERTO DÍAZ RUEDA

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Jorge 05/08/2020 15:12

Excelente artículo. Posiblemente de los mejores que he visto en mi vida y que toca este tema en toda su crudeza. A mi entender este tema es el que mejor define a las personas, en el sentido de saber qué opinan de él.

Son muchas las vivencias que he tenido respecto este tema. Por desgracia no he podido conocer a ninguno personalmente, aunque sí a personas que han tenido un trato muy cercano a ellos. Este escrito podría ser muy largo, larguísimo pero intentaré que no lo sea, sabiendo de antemano que me dejaré muchas cosas "en el tintero".

Desde muy pequeño ya me llegaban comentarios de esa especie, siempre en términos peyorativos, centrándose en la frase lapidaria: els jueus van matar Nostre Senyor (los judíos mataron a nuestro señor) expresada en mi lengua materna. Sin embargo he de agradecer a mi padre, que siempre tuvo una actitud crítica ante estas afirmaciones totalizadoras, haciéndome ver lo injusto que eran y por suerte esta ha sido la actitud que ha prevalecido en mi hasta ahora.

Por desgracia, esta afirmación de mis "viejas" contemporáneas a mis pocos años, sigue perfectamente vigente en la actualidad. No tanto referida a "Nuestro Señor", sino a otros temas de rabiosa y/o permanente actualidad: para la inmensa mayoría de nuestros conciudadanos, tanto de un lado como del otro el Ebro (y supongo que me entiendes), la palabra judío les sugiere algo intrínsecamente malo y lo que es peor y asqueroso en este caso: la explicación que te dan para ello, no tiene ni pies ni cabeza llegando incluso a haber escuchado de labios de una persona de extrema (supuesta extrema izquierda) que fundamentaba su afirmación en lo que había hecho un personaje (siniestro) que des llamaba Samuel y que había reprendido a un rey Saúl, por no haber obedecido las palabras de Yaveh cuando le ordenó que exterminara a un pueblo entero y él había perdonado la vida a muchos de ellos.

Analicemos el hecho con cuidado: un hombre de extrema izquierda leyendo la biblia... y lo que es peor, creyéndose a pies juntillas lo que le INTERESABA CREERSE. El extrapolaba a todo el pueblo judío la maldad de este hombre (Samuel) y así justificaba que se les pudiera odiar por el simple hecho de serlo. Yo le objeté al instante que también era judío el rey que se había negado a dar cumplimiento a semejante orden (de Yaveh)... pero seguía en sus trece. Aquí está la calve de todo: UNO SE CREE LO QUE NECESITA CREERSE.

Y esto para mi es lo que hace más despreciable al ser humano: este querer creerse por coj.... lo que quieren que sea cierto aunque la realidad les demuestre lo contrario. Por esto es tan inútil intentar razonar con los creyentes... en lo que sea. La eterna lucha del logos contra el mithos.

Muchos otros ejemplos podría darte, que creo que se podría resumir en uno: el odio a los judíos podría considerarse como la síntesis del pensamiento de derechas con el de izquierdas, el antisemitismo sería como el nuevo Kant, (que sintetizó dos corrientes filosóficas enfrentadas hasta entonces: racionalismo y empirismo), sintetizando a unos y otros frente al enemigo común.

Nada más Alberto, no quiero extenderme en este tema que daría para muchas páginas. Un abrazo y hasta siempre.

Jorge

Diariodemimochila.over-blog.es//charlus03 05/09/2020 12:37

Gracias Jorge, primero por tu atención y segundo por la claridad y la firmeza con la que te expresas. Me encanta tu postura sobre el tema judíos. Huelga decirte que yo no soy judío aunque admiro muchas cosas de ellos, entre ellas la educación y el cultivo analitico de la inteligencia y otras nada en absoluto. Por ejemplo la deriva autoritaria y fascistoide del actual estado de Israel. Un abrazo

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens