Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
27 marzo 2020 5 27 /03 /marzo /2020 10:05

El hirviente caldero informativo y también el desinformativo, las "fake news" y los "expertos" que salen del anonimato para cobrar su minuto de gloria dando las más peregrinas explicaciones, los miles de memes, videos, chistes y cantinelas varias que burbujean en la Red y el runruneo irritante de las teles, las radios y los periódicos desde los más serios a los más irresponsables están creando un "colchón de ruido" que tiene desconcertado al personal. Uno de los rotativos más serios pregona que "el covid ha venido para quedarse" y que las órdenes de confinamiento están motivadas más que como una forma de prevención del individuo, que también, como una forma de escalonar el sistema sanitario para que no se desborde y se bloquee. Y sugieren que acabaremos tratando de seguir el ejemplo de Singapur, donde se incide de forma tajante en las medidas personales de higiene y cuidado y no se ha decretado el aislamiento de los ciudadanos y incluso las escuelas siguen abiertas. En otros lugares de información, más o menos fiable, se reafirma que la mayor parte de la población deberá pasar por el virus y que se irá creando una inmunidad natural hasta que llegue el momento de que se pueda disponer de vacunas efectivas. 

La buena noticia del día es que el ritmo de contagios parece que se ralentiza. Y se advierte, con mucho sentido común, que las medidas elementales de higiene y de no contactos deben mantenerse por el momento de forma indefinida. Parece que el signo de los nuevos tiempos va a ser la casi virtualidad de las relaciones humanas. Supongo que con los años todo se irá relajando y convirtiéndose en algo distinto a lo que ha vivido la humanidad en sus relaciones sociales. Es como si el modelo virtual del mundo  digital se fuera a convertir en "lo correcto" en la articulación de las relaciones. Los contactos piel a piel serán aislados y esporádicos y reducidos a una total intimidad. Como en el universo digital de facebook, twiter y demás se sustituyen las emociones por emoticones y la conversación por tecleados y la personalidad por esquemas virtuales y las personas físicas por avatares. Muchos, los de más edad seguramente, se apuntarán a aquella inmortal frase de Groucho Marx: "Que paren el mundo, que yo me bajo". Afortunadamente sigue habiendo personas que, como el doctor Rieux, el protagonista de "La Peste" de Camus, dicen: "Sé únicamente que hay en este mundo plagas y víctimas y que hay que negarse tanto como le sea a uno posible a estar con las plagas".

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens