Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
19 mayo 2020 2 19 /05 /mayo /2020 09:44

El auge de los covidiotas ha sido una de las sorpresas  irritantes de este deplorable virus y de entre todos esos millones de ignorantes negacionistas o simplemente estúpidos, los más ominosos han sido los líderes de algunos países y sus manifestaciones públicas de indecente ignominia, del tenor de "total sólo se mueren viejos, negros o pobres", " es una forma natural de restaurar el equilibrio del exceso de población", "no nos matará el virus, pero nos moriremos de hambre",  "hay que volver al trabajo, dejémonos infectar y adquiriremos la inmunidad del rebaño a través de los anticuerpos generados" (hipótesis desmentida científicamente en relación con el Covid, con "d" de diciembre, como dice la peligrosa y descerebrada Díaz Ayuso)...entre otras "flores" desperdigadas por, fíjense, derecha pseudo democrática, populistas, derecha extrema, autoritarismos varios, izquierda neoliberal y los inefables Trump, Johnson y Bolsonaro, que junto a Torra y Díaz Ayuso forman la horda de honor de la estulticia covidesca.

Dice nuestro refranero que "entre la salud y el dinero, la salud es lo primero". Economistas y políticos preocupados por la pandemia financiera estatal (pero no por sus sueldos garantizados) han planteado con la mayor desvergüenza la falsa disyuntiva entre salud y economía. El cansancio, la imprudencia y el pensamiento mágico (el virus contagia a los demás, no a mí) junto a un lógico temor por lo que nos viene encima en términos de paro y desastre empresarial y financiero, están llevando a los tibios a plantearse "quemar etapas" de prudencia y abrir negocios, fronteras y turismo eso sí, con mascarilla y cierta distancia física. Presionan  a los gobiernos a tomar decisiones económicas que pueden suponer la pérdida de decenas o cientos de miles de personas. Se considera un mal menor necesario causado por "fuego amigo", como podemos llamar a esta forma de precipitación en el reintegro al trabajo. Es como si dijeran a la población: la bolsa o la vida. Y se adelantan para escoger ellos, la bolsa. Quizá porque la vida es de los otros. Lo lamentable y paradójico del caso es que hay estudios recientes proyectivos y aún no contrastados, pero sí científicamente serios, que demuestran de forma estadística que la relación entre la pérdida de vidas y los efectos negativos en la economía no confirma la veracidad de ese segundo factor. En España la gestión de la pandemia puede llegar  a costar 140.000 millones de euros por salvar 282.000 vidas hasta este momento. Es mucho dinero, de acuerdo. Pero ¿saben ustedes lo que genera la pervivencia de esas vidas salvadas? Diez veces más, 1,5 billones de euros de ganancia (se tiene en cuenta la esperanza de vida de esas personas curadas del virus).  Por ética y por lógica escojamos siempre la vida.

ALBERTO DÍAZ RUEDA

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens