Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
24 enero 2011 1 24 /01 /enero /2011 19:06

Si  nos  observamos a nosotros  mismos podremos llegar a conocer la realidad directamente y podremos aprender a manejarla, a gestionarla, de una manera positiva y creativa para desarrollar nuestro autentico potencial y canalizarlo en provecho propio y ajeno. Esa es la esencia operativa de la meditación Vipassana que significa en pali, “visión cabal”.

  5384158692_633c0a67d2.jpg

¿Cómo se articula esta técnica meditativa? No es difícil ni requiere nada especial, ni cánticos, ni mantras, ni difíciles sentadas meditativas en silencio y en perfecto no-movimiento, ni largas oraciones o jaculatorias. Aunque nada de esto le es ajeno. Pero para empezar hay un punto clave que aparentemente no cuesta nada. Hay que estar atento a cómo estás y a lo que haces. Generalmente, sin darnos cuenta,  repartimos nuestro sufrimiento, nuestra tensión, nuestro agobio, nuestra impaciencia entre los demás. Y asi observamos que alrededor de cada persona infeliz la atmósfera se va cargando de inquietud, de tal forma que todo el que se aproxima a ese entorno  termina también sintiéndose agitado e infeliz.

 

Para ello hay que seguir una disciplina, pero no a cualquier maestro o técnica. Buda recomendó Vipassana y aseguró: “ sed cada uno de vosotros vuestra propia isla. Sed vuestro propio refugio, no hay ningún otro refugio. Haced que la verdad sea vuestra isla, que se vuestro refugio. No hay ningún otro”. Ya que el único refugio verdadero de la vida, el único terreno sólido sobre el que asentarse, la única autoridad que puede guiarnos y protegernos adecuadamente es la verdad, el Darmma, la ley de la naturaleza, experimentada y verificada por uno mismo.

 

Por eso la única forma de resolver nuestros problemas es viendo nuestra situación tal y como es realmente, aprendiendo a reconocer la realidad aparente y superficial y también yendo más allá de la apariencia para percibir realidades más sutiles: y sólo podemos hacerlo directamente  mirando hacia dentro, observándonos. En esa observación radica el descubrimiento de que somos juguetes de fuerzas internas que nos condicionan, reacciones y prejuicios, tensiones inconscientes (pero descubribles) que hemos ido acumulando y que nos hacen sentirnos inquietos y desdichados, por lo que renovamos constantemente  nuestros errores, sin percatarnos de que estamos obedeciendo y siguiendo plantillas de comportamientos equivocados, reacciones automatizadas que generan errores y sufrimiento..

El camino para llegar a descubrir esto no es difícil pero requiere un trabajo constante y un esfuerzo sostenido. Ese camino es el Damma, el arte de vivir, que aumentará nuestra felicidad y el bienestar de quienes nos rodean, creando relaciones armoniosas y serenas con ellos y sobre todo con nosotros mismos.

 

El camino de la meditación Vipassana es un proceso de descondicionamiento, ya que se elimina de la mente las cualidades perjudiciales y los automatismos del pasado  que agravan y mantienen las visiones erróneas de la realidad y la tendencia inherente al sufrimiento. Al ir eliminando de la mente lo que hay de negativo se va descubriendo la naturaleza básica de la mente pura. Por supuesto al ir eliminando esa fuente de tensión mental se produce una mejora por correlato de las enfermedades psicosomáticas que causa la tensión. Evidentemente hay una condición esencial: no se puede seguir el camino con el objetivo principal de lograr resultados de curación física. Las mejoras son  resultados secundarios y no buscados de la meditación.

 

Los interesados en este tema u otros de alcance espiritual-operativo podéis darme noticia de ello en los comentarios de este mismo blog. Es bueno mantener una red de buscadores. Nunca se sabe lo suficnete y las experiencias ajenas honestas sirven de guía y consuelo. Animo...

 

 

 

 

 

 

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Allende Miguel 01/31/2011 13:41


La meditación que practico no es más que un acto de liberación que no requiere de ningún método o técnica específica. Se realiza por medio de una actitud de simple contemplación y consiste en un
estado de consciencia que permite observar lo real y no lo que creemos que es real. Es una experiencia mediante la cual percibimos lo que existe, sin intentos de imaginarlo o racionalizarlo. Por lo
tanto, no hay que hacer ningún tipo de esfuerzo y ni tener ninguna intención para poderla realizar. Simplemente debemos entrar en ese estado de presencia atenta e instantánea del mundo que nos
rodea y de nosotros mismos. "Se trata de vivir una experiencia de plenitud persistente y, a la vez, una experiencia de la más grande simplicidad. He ahí dónde reside, sin duda alguna, toda la
dificultad." (Alex Mero)


nullediesinelinea.over-blog.es //charlus03 02/05/2011 22:05



Amigo Miguel, gracias por tu comentario. Estoy totalmente de acuerdo contigo. Esa deslumbrante plenitud del momento real es lo más difícil de lograr y no hay técnica o meditación específica que
te lleve a la experiencia, si no es una suerte de maduración neuronal que no tiene plazos progresivos y que acontece en determinados momentos cuando estás dentro de un proceso (que puede durar
años) espiritual, acompañado de una disciplina fisica y mental no coercitiva y de la "gracia" del momento concreto: es una suma de coordenadas, fisicas, psicológicas, neurológicas que se alcanza
casi siempre en un momento inesperado, sin intención alguna de provecho, que dura un instante sin tiempo y que te deja una  huella duradera y especial. Lo dificil, después, es aprender a no
buscarla de nuievo, sino persistir en el camino.


Saludos


Alberto



Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens