Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
21 junio 2011 2 21 /06 /junio /2011 17:49

Entre los aficionados a la montaña, más que en el montañismo entendido como deporte y como forma de vida, prima la idea descabellada, el principio absurdo, de que para pasear y caminar y ascender montañas sólo hay que tener buena forma física, buenas piernas y, en los últimos tiempos --en los que se mezclan la lógica de los hechos y el comercialismo--, cierto material específico para afrontar los innegables desafíos que supone el medio natural. Y nos referimos a ese medio concreto en el que la física, la geología y la biología interaccionan con la IMG 1428meteorología. Y a veces, pocas gracias a los dioses, con resultados lamentables.

Pues bien, dada la preparación y formación de la mayoría de los que transitan senderos, trochas, barrancos y subidas de grados diversos en el medio hermoso pero esencialmente hostil de las cumbres, esos "resultados lamentables" son muchísimos menos de los que cabría esperar. Señores, yo he visto a un grupo de ingleses subir al Mulhacen con chancletas de playa, en bañador y sin más abrigo que una camiseta, sin agua ni alimentos..sin nada excepto la insensatez y la resaca de litronas. He ayudado a un par de maduros "montañeros" a superar un glaciar calzados con zapatillas de tenis y he orientado a un grupo de jóvenes vociferantes que se habían perdido en Montserrat un dia con niebla espesa y se iban directos a una barranca de cien metros de caida vertical, pero eso si, sin mapas, sin brujula y sin el menor conocimiento del terreno. Necesitaría toda esta página para dar una idea de las insensateces que uno, solo hablo de experiencias propias, ha podido ver por esos senderos de Dios.

Viene esto a cuento por el repunte de rescates en montaña que se ha dado en las dos últimas semanas. Como publicaba el "Heralado" de hace unos días, la Guardia Civil ha hecho su enésimo llamamiento a la prudencia (cosa cíclica que se repite en cuanto empieza el buen tiempo, aunque también en invierno hay que lamentar más imprudencias que mala suerte). Sólo en la provincia de Huesca se habian realizado 13 rescates en quince días, con dos fallecidos y diez heridos. La siniestralidad en la montaña obedece mayoritariamente a causas que tienen que ver con la imprudencia, la falta de formación específica y los errores humanos y la falta de material adecuado, más que a los accidentes involuntarios y la meteorología inesperada o catastrófica.

Hay que agradecer, a este tenor, la campaña "Montañas seguras" que se promueve desde el Gobierno de Aragón --Cataluña debería tomar nota-- con la que grupos itinerantes de especialistas montañeros irán a lugares de salida de senderismo,montañismo o baranquismo para informar a los deportistas de cómo llevar a cabo sus actividades en esas zonas en concreto. Facilitaran información visual de la zona y descargarán a quien lo pida los tracks del recorrido para GPS. Los lugares donde estarán pueden consultarse en www.euromide.info.

En el CEC (club Excursionista de Catalunya) al que estoy afiliado, se sigue tradicionalmente una política educacional que se basa en la premisa de que solo la formación del montañero en las materias específicas de su deporte puede asegurar su práctica (aun sabiendo la precariedad de todo ante una naturaleza desatada o un accidente imprevisto). El binomio seguridad igual a formación es reivindicado a todos los niveles en los cursillos y las actividades que promueve el Club y crea una suerte de segunda naturaleza al montañero. Estas dos actitudes, la de promover formación e información desde las instituciones oficiales y la de educar a la gente en el respeto a la montaña y el conocimiento de sus peligros asi como facilitarles una formación adecuada ahorraría muchas vidas y muchos sustos a la cada vez más numerosa grey de amantes de la montaña.

Conocimiento del terreno, experiencia, práctica informada, cautela ante los cambios, serenidad ante los problemas, formación para afrontar contingencias inesperadas, material adecuado y suficiente para la práctica concreta...la montaña no es una broma. Hay que tomársela en serio para así disfrutar de ella.

Compartir este post

Repost0

Comentarios

Alba 11/09/2017 17:37

Totalmente de acuerdo

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens