Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
18 febrero 2015 3 18 /02 /febrero /2015 09:11
José Ortega y Gasset

Nueva biografía de José Ortega y Gasset, el filósofo de la claridad expositiva, pensador señero que no llegó a despuntar en la filosofía europea por la originalidad o articulación de su pensamiento en un corpus coherente y nuevo, pero sí por dos razones, una por ser de mente lúcida y escritura elegante y dos, por ser junto a muy pocos nombres de la época -Unamuno, Juan Ramón, Machado, Azaña, Zambrano, María de Maeztu, Baroja, Azorin-- el más logrado representante del pensar español de entreguerras (reconocido como tal más fuera que dentro de España). Figura controvertida, no muy bien entendida y de actitud pública y política ambigua y poco definida a juicio de la izquierda en una época --la segunda Republica y el franquismo con la guerra civil, en que definirse fuera de la "ortodoxia política" era algo peligroso y expuesto.

Esta biografía, muy alejada de la visión crítica y algo descalificadora que nos daba Gregorio Morán en su "El filósofo en el erial" (no en vano Morán es un escritor "de izquierdas") tampoco es de ninguna forma una hagiografía, aunque desde luego cuenta con las bendiciones y el apoyo del estamento oficial orteguiano, pues también se ahonda en las facetas más oscuras. En ella se nos muestran las dos líneas esenciales de este combativo pensador, las más íntimas y auto referenciales (que no llegan nunca al desgarro unamuniano) y le expuesta frente a el resto, la circunstancia, el mundo y la política, la ética y el arte, la creación literaria y el pensamiento, la filosofía y la historia. Y leyendo a Ortega y leyendo esta biografía bastante notable, uno comprende la complejidad de la famosa sentencia orteguiana, que raramente se cita completa: "Yo soy yo y mi circunstancia, y si no la salvo a ella no me salvo yo" y la dificultad enorme en llegar a "salvar la circunstancia", léase el mundo tal como es u nuestro papel en él y la coherencia o ética de nuestras actuaciones y posturas.

Este tipo aguerrido, osado, ingenioso, divertido, jovial, frágil, vanidoso, férreo y vulnerable hasta la extenuación, figura señera de la intelectual de su época, merece ser tenido en cuenta, digan lo que digan sus detractores, aunque no convertirlo en algo que no es como quisieran sus admiradores y fanáticos. No es un filósofo de la talla de Husserl, Heiddeger, Nietzche o Schopenhauer pero sí un pensador honesto, infatigable y clarificador (sobre todo respecto al pensamiento de los otros grandes filósofos).

Ortega es un defensor a ultranza de la racionalidad crítica es decir de la crítica racional de todo, desde una cierta libertad y siempre ejerciendo un noble uso del lenguaje y de la imaginación, incluso del derecho a la disidencia y el respeto al contrario. Cuando se nos vuelve mesiánico es cuando hay que pasar página, cuando se auto coloca al lado de sus héroes del pensamiento y se mide en estatura de reojo, se nos escapa hacia una nueva vuelta de tuerca que puede rozar el ridículo. racionalidad crítica, de la ética de la convicción y la libertad de la disidencia, de la imaginación como condición del pensamiento.

Jordi Gracia ha realizado un trabajo de entomólogo, cinco años de trabajo monotemático, lectura de más de 10.000 páginas de las Obres Completas, cartas inéditas, correspondencia publicada, documentos públicos y privados, testimonios laterales, nos ha mostrado un notable trabajo de análisis textual, escrito con una prosa límpida y con afán de claridad y sencillez. Aún así y confesado por el propio autor, se le ha escapado el hombre en sí, la faceta íntima, personal, oculta, el escenario personal tras las bambalinas y los decorados. La figura ha devorado a la persona, nos las vemos con un maestro del escaqueo de la ocultación personal, del disimulo, del gesto teatral, de la simpatía arrolladora, es decir se nos hurta continuamente "el lugar de lo frágil y lo incierto, el espacio intersticial donde la luz se apaga, la melancolía rumia o los sentimientos se licúan sin fuerzas ni para pronunciarse".

Seiscientas páginas que se leen como una novela, una obra de ficción (en cierta forma, ¿no lo es?) sobre un mega personaje cuyos límites están sólo aparentemente claros --como en los dibujos animados-- y cuyo interior, una vez rebasado el tópico intelectual, sólo hay sombras. Pero es tan brillante la figura, tan interesantes sus propuestas, que si uno es orteguiano, da las gracias al autor y si no lo es, corre a comprar algunas de sus obras para captar el pulso de este hombre complejo que presumía de ser siempre claro y trasparente.

FICHA

JOSÉ ORTEGA Y GASSET.- Jordi Gracia.-Editorial Taurus.- 687 págs. 20 euros.

Compartir este post

Repost0
17 febrero 2015 2 17 /02 /febrero /2015 14:47
Wen-Tzu

Este libro esencial de Edaf en su colección "Arca de sabiduría" recoge un clásico de la literatura filosófica y vitalista china, el taoísmo y está firmado, según la tradición por el mismísimo Lao Tse uno de los grandes maestros espirituales de la Humanidad. Thomas Cleary, de la Universidad de Harvard, traduce y prologa los textos de Lao Tse. Cleary es una autoridad mundial en la literatura sapiencial china y sus textos del I Ching y El arte de la guerra son punto de referencia para todos los estudiosos de la formidable lista de clásicos chinos espirituales.

El Wen Tzu ("Comprender los misterios" es el subtítulo chino del tratado) va analizando en la forma tradicional china, es decir, pequeños textos que comentan, a veces de en forma críptica, cuestiones que atañen al pensamiento y la práctica taoísta (como toda buena filosofía oriental, jamás se descuida la aplicación práctica, cotidiana, de la sabiduría de vivir) y fue escrito hace más de dos mil años por algún miembro de "Lao Tse" que más que ser un individuo era el nombre de un círculo esotérico de estudio y disciplina vital (siglo VIII a. de C.) y comenzó a ser conocido popularmente a partir de la dinastía T'ang (de los siglos VII al X d.de C.).

Los textos que leemos, se acomodan a nuestra vivencia de éste tiempo y cultura, son tan apropiados y actuales para nuestra sensibilidad y percepción como lo fueron para los chinos de hace tantos siglos (y los actuales, por supuesto: tras el éxito comunista los maestros taoístas desaparecieron y en ese anonimato han sobrevivido hasta hoy mismo que vuelven a resurgir). Los temas y subtemas que tratan esos textos son tan de hoy, como la relación entre la naturaleza y el potencial humano, las relaciones humanas, los problemas que la sociedad y los estilos de vida crean entre el poder y el individuo, la guerra y la paz, la salud mental y física y los modos de preservarla y aumentarla, la voraz rapacidad humana hacia la naturaleza, el arte de gobernar. Para los taoístas la naturaleza humana no es malvada de origen ni tiene una tendencia hacia el mal, sino que "los seres humanos pueden ser influenciados o condicionados para llegar a comportamientos contrarios a sus mejores intereses y para pensar que lo que les es dañino es realmente delicioso". ¿Cabe mayor sencillez? Libro indispensable para cualquier biblioteca.

FICHA

WEN-TZU.-Lao Tse.-Versión de Thomas Cleary.-Trad. Alfonso Colodrón.- Ed. EDAF260 págs. 14 euros.

Compartir este post

Repost0
17 febrero 2015 2 17 /02 /febrero /2015 10:11
Big Eyes

Pelicula de Tim Burton que, excepto en algunos detalles medio oníricos, apenas parece del director de "Manos Tijeras" o "La fabrica de chocoloate" y sobre todo "Big Fish". Eso no le resta mérito a "Big Eyes" que también tiene algo de truculento y mezquino en el personaje histrionicamente interpretado por Christopf Waltz y en la estolidez un poco estúpida de Amy Adams como la artista explotada por su marido, un ambiente de opresión y oscuridad muy burtonianos. Es un caso real ocurrido en los sesenta en Estados Unidos. Un biopic menos logrado que "Ed Woods" pero con sus propios merecimientos. Y las interpretaciones apuntadas son notables en los dos casos haciendo que el guión funcione a las mil maravillas.

Buena música (Danny Elfman) y fotografía, algunos contrapicados de cámara sorprendentes, un ritmo bien llevado y la humanidad del personaje de la artista que ve como la autoría de su obra es acaparada por su marido, logra conmover al espectador (e irritar a los más impacientes). No es una gran película pero sí una bunea película y un cierto renacer del mejor Burton.

.

Compartir este post

Repost0
16 febrero 2015 1 16 /02 /febrero /2015 20:06
El peatón de París

Bellísimo libro para los amantes de la filigrana literaria, del uso generoso pero atinado de los adjetivos, la belleza de las descripciones, las observaciones atentas y los comentarios jugosos. Léon-Paul Fargue es poeta y ensayista, "flâneur" experto de las calles de París (40 años de paseante callejero por la ciudad), incansable buceador en toda la fauna y flora de los barrios parisinos, conocedor erudito de figuras, personajes, personajillos y figurones de la sociedad y la cultura de su tiempo (nació en 1876, publicó este libro en 1938 y murió en 1947), amigo, contertulio y cofrade en todas las lides de gentes como Picasso, Morand, Proust, Mac Orlan, Valery, Guide, Claudel y "tantti altri", dio en escribir un libro en el que compendiaba de manera magistral e irrepetible todo un tiempo y sobre todo un lugar preciso, calle a calle, Paris...

Este es el gran libro que la literatura ha dedicado expresamente a París. Cualquiera que conozca y ame París, sentirá una nostálgica punzada al pasear, con ritmo de "flâneur" por estas páginas, ya que la mayor parte de lo que se nos cuenta ya no existe, aunque seguramente el "espíritu" del lugar y el actuar de sus gentes, los indígenas, los parisinos de verdad, no debe haber cambiado mucho a despecho de turistas y parques temáticos. Quizá la frase que podría resumir mi impresión ante la lectura de este libro sea una que Andrés Trapiello, autor del prólogo, nos propone: "un posible compendio de "La comedia humana" y "En busca del tiempo perdido" en un pequeño tomo". Realmente así podríamos calificar, guardando las distancias por la exageración, al librito de Fargue.

El París del que nos habla Fargue es el refulgente centro de la cultura mundial en el tiempo de entreguerras, en lo que uno casi podría cruzarse con Miller, Hemingway o Scott Fitzgerald en cualquier puente sobre el Sena, mientras que la propia Francia surte de poetas, novelistas y pintores una época y un lugar incomparables. Y Fargue nos hace un cuidadoso, detallista, minucioso inventario de sensualidades, seres humanos y lugares, recuerdos, sentimientos y evocaciones de la mente y los sentidos. Fargue busca la esencia del París eterno, si tal cosa existe, una ciudad que antes que ninguna otra da carta de identidad a los que la viven : “París se reducía entonces para nosotros a una síntesis donde veíamos una bella mujer, un cabriolé, un lacayo, un viejo general, una violetera o un joven oficial a caballo.”, eso nos cuenta Fargue que nos recuerda a la gente del pequeño mundo de los bistrots, los cafés, las panaderías, la jerga de los mozos de les Halles, las críticas de los del barrio de Pigalle a alguna intervención policial o los comentarios jocosos en las terrazas de "Les Deux Magots" al último chisme literario.Fargue se pasea, con los ojos del alma abiertos de par en par, por Saint-Germain o por Montparnasse, por los Quai o por Montmatre. Y configura el mayor homenaje literario que Paris ha tenido y seguramente -- tal como va la globalización y sus efectos-- tendrá.

FICHA

EL PEATÓN DE PARIS.- Leon-Paul Fargue.- Traducción de Regina López Muñoz.- Errata Naturae.-

Compartir este post

Repost0
16 febrero 2015 1 16 /02 /febrero /2015 10:13
Y llegó el día de la venganza

Un clásico del cine norteamericano que resulta bastante interesante para los españoles, ya que fue filmada en los sesenta sobre los maquis y la postguerra española, con tres actores de primera fila, Antony Quinn, Gregory Peck y Omar Shariff (un improbable sacerdote andaluz). Dirige Fred Zinnerman y trata de mostrar la vida de un maquis real refugiado en Francia (Francisco Sabaté Llopart, interpretado por Peck) y su lucha contra la guardia Civil (el oficial al mando es Quinn). En realidad se trata de una ficción, ya que el auténtico "maquis" vivía en Francia y nunca fue muerto por la Guardia Civil que sí se llevó por delante a los "otros" maquis, los que no quisieron o pudieron buscar refugio en Francia.

Dejando aparte cuestiones históricos y políticas, la película se deja ver y sobre todo no es presa del tópico de la españolidad, al menos en exceso. Resulta bastante auténtico lo que se nos muestra, con algun pequeño fallo. Quizá lo menos realista sea la figura del "cura bueno" -Omar Shariff-- que ayuda al maquis Peck, que da muestras de un anticlericalismo absurdo y radical o secuencias como ver a Quinn como rejoneador. Evidentemente la película fue prohibida durante una decena de años y luego pasó sin pena ni gloria (aunque uno no ve nada especialmente lesivo a los "valores patrios" en ella, excepto quizá la sensación histórica de ridículo y de esas sutilidades no entendía la censura franquista) .

Veamosla como una peli de aventuras y soportemos las aspectos tópicos que se nos endilgan. Como curiosidad documental, las secuencias rodadas en el santuario de Lourdes.

Compartir este post

Repost0
15 febrero 2015 7 15 /02 /febrero /2015 19:59
También esto pasará

Una historia autobiográfica disfrazada de novela intimista que trata de ser un homenaje ambiguo y ambivalente de la relación entre una joven y su madre recien fallecida, con toda su psicoanalítica carga de admiración, rechazo, crítica, amor y culpa. El carácter de editora -célebre- de la madre y el de escritora de la hija (le conozco una novela más, un rito de iniciación), muy cómoda en su faceta de "hija de mamá" bonvivant y algo pija, convierte la novela en un paseo por la ambición clasista de la cultura como signo de distinción y un retrato de cierta juventud --la que ahora frisa en los cuarenta y...-- que vivieron entre una época dorada pero desorientada y la siguiente, mucho ,menos dorada y mucho más desconcertante. Sexo como forma de conocimiento y de auto aplacamiento, amistades de comuna de clase, cierta holgura económica y un lugar físico, Cadaqués, que deviene en símbolo de una forma de vivir y de una época, la de la "gauche divine", pero sobre todo de un nivel social, cultural y económico.

Aunque Milena Busquets --Blanca en la novela-- parece gozar de una envidiable soltura narrativa, su estilo es llano, directo e incisivo, con ironía y un sentido del humor acre y algo malévolo, aunque en ningún momento es mezquino.. Y eso que el "ajuste de cuentas" que siempre hay pendiente entre madre e hija (pocas no lo tienen) al que la autora llama "homenaje" con cierta ¿ironía?, funciona más como eso, un ajuste, no algo vindicativo sino mutuo, sopesando pros y contras en las dos direcciones. Por eso cuando llega la hora de los "pros" sique parece acercarse a una declaración nostálgica de amor real.

Por encima de todo esta novela evoca un gozo de vivir, de amar y una sensualidad que encanta al lector más renuente, ya que no es el relato de las elucubraciones de una niñata con duelos por hacer, sino una divertida, a veces amarga, siempre inteligente, visión de una mujer inteligente que lamenta la desaparición de una madre tan inteligente y sensual como ella, una mujer que va con "el radar de los hombres interesantes" siempre activado y mantiene relaciones varias con ex y con recién llegados . Creo que compararla con "Bonjour tristesse" o "Los pianos mecánicos" es hacerle un mal favor a Milena. Lo suyo es otra cosa. Y esa cosa tiene fuerza, a pesar de ciertos defectos formales y un ritmo a veces cansino e irregular.

Pero a uno se le enciende el interés cuando va pescando frases como "no he oido a nadie hablar con más crudeza y crueldad de los hombres que a las mujeres felizmente casadas" (pag 151), Y divertidas discordancias como entre "No hay marcha atrás en una historia de amor, una relación es siempre una carretera en sentido único" (pág.89) con "una de las cosas más sorprendentes del amor es su milagrosa capacidad de regeneración" (pág.125).

FICHA

TAMBIÉN ESTO PASARÁ.- Milena Busquets.- Anagrama.-172 págs.

Compartir este post

Repost0
15 febrero 2015 7 15 /02 /febrero /2015 09:13

'71

'71

El británico Yann Demange, curtido en las series de televisión, debuta en el largometraje de ficción con «’71». Y realmente lo hace con pericia. El título y la música de David Bowie nos sitúan. Estamos en Gran Bretaña, conccretamente en el Ulster, en plena efervescencia violenta y guerra de guerrillas de católicos (IRA), protestantes (policía del Ulster y guerrillas organizadas) y Ejército británico en un Belfast nocturno y lluvioso de ambiente tenso, donde la brutalidad y la violencia enfrente a las tres partes del conflicto, dominado por las actividades y los tratos de los señores de la guerra de una y otra facción, ante le incomodidad y peligro de los soldados.

Asisitmos a la toma de conciencia y los avatares de un joven soldado inglés recién reclutado que no entiende los ataques de la población civil y los insultos y agresiones contra ellos, mientras protestantes y católicos libran su propia guerra de vendettas y asesinatos. La hostilidad y sufrimiento de la población se convierten en un enigma moral difícil de sustanciar para el joven soldado, que se pierde por el barrio católico de Belfast y debe tratar de sobrevivir ante el interés de algunos británicos enrolados en cuerpos especiales de acabar con él por ser testigo de los trapicheos entre unos y otros.

El mensaje de la película no necesita palabras ni razones, Basta con la violencia indiscriminada, la acción de thriller y una confusión ideológica y política que deja sobrecogido y desconcertado al espectador (el mismo que refleja el actor protagonista, un estremecedor y auténtico Jack O'Conell). Magnífica película, que evita un tratamiento maniqueo abona la confusión y la violencia como elementos básicos..

Compartir este post

Repost0
14 febrero 2015 6 14 /02 /febrero /2015 09:13
Alma salvaje (Wild)

Basada en el libro "Wild" donde la autora Cheryl Staryed nos cuenta su agónico viaje a través de 1700 kms de la costa Oeste de los Estados Unidos desde el desierto de Mojave hasta el Puente de los Dioses en Cascade Locks, recorriendo una parte del famoso sendero del Macizo del Pacífico (SMP) que tiene una distancia total de 4.285, sin experiencia caminera, con una mochila de más de 30 kg de peso, a la que llama cariñosamente "Monstruo". El motivo, si es preciso de que haya alguno, es semejante al de muchos caminantes que recorren el Camino de Santiago, es decir una especie de superación personal con trasfondo espiritual, del que se esperan cambios y revelaciones (y pocas veces se consiguen).

El director Jean-Marc Vallé logra conjugar la intimidad solitaria de la caminante con la excelencia de la Naturaleza, no siempre amable, que debe recorrer como un modo de escapar a una vida autodestructiva que está acabando con ella a base de drogas, promiscuidad y alcohol.. Para hacernos parrtícipe del viaje y de la historia personal se apoya en una excelente Reese Whiterspoon.

Recuerda un tanto el esquema de narranos una historia a través casi en exclusiva de los ojos y las sensaciones del protagonista.personal de "127 horas" de Danny Boyle con un James Franco continuamente en primer plano. Conseguir que uno no despegue la mirada de la pantalla con esas condiciones narrativas es un reto que logra superar -a veces- el director y la actriz, ofreciéndonos en oportunos flash backs la tormentosa vida de la muchacha que a la postre justifica y ennoblece el reto..
La escena inicial es de un simbolismo doloroso: el grito desesperado de la muchacha al ver que una de sus botas se precipita por un barranco dejandole con el pie ensangrentado y desnudo, tras perder una uña por andar con botas demasiado pequeñas. La habilidad de la película consiste en lograr a menudo la identificación empática del espectador con los avantares, necesidades y peligrpos que amenazan a la muchacha.
Grandiosa Reese Witherspoon, quien dejando atrás todo glamour, nos acerca a una muchacha vulnerable pero fuerte y motivada. Laura Dern realiza también una notable interpretación como la madre de Cheryl. En el apartado negativo, un ritmo no siempre bien mantenido, secuencias enteras poco relevantes e innecesarias (y al contrario, elmentos sobre todo en los flash back solo apuntados y dejado sin más desarrroolllo) y una interpretación del paisaje en la que falta la poesía que Sean penn, por ejemplo, imprimió en "Haciia rutas salvajes".

Compartir este post

Repost0
13 febrero 2015 5 13 /02 /febrero /2015 09:47
Un paseo invernal

Dos trabajos cortos del gran Henry David Thoreau, el poeta y ensayista norteamericano de finales del siglo XIX que tratan del arte de caminar, "Un paseo invernal" y "Caminar" editadas conjuntamente en un solo volumen por Errata Naturae, pequeña pero excelente editorial habituada a dar a conocer exquisiteces literarias.

Como en algún momento de sus dos ensayos asegura, Thoreau es el paradima del anhelo por lo salvaje, la Naturaleza, una amable lejanía social y una evidente y combativa actitud de rechazo hacia la burocracia estatal, el autoritarismo y las exigencias gubernamentales. Durante dos años este poético narrador y consciente ciudadano libre y sin ataduras vivió en una cabaña en el medio de un bosque y junto a un lago (Walden). La obra resultante es uno de las más apetecibles sinfonías literarias en favor de la autonomía y la libertad del individuo. Sin embargo la que hoy nos ocupa no le va a la zaga, aunque es más sencilla y menos ambiciosa en cuato a la teoría del pensamiento y el concepto y estructura de una forma de vida alejada de las ciudades y las exigencias burocráticas.

Para los que amamos a la Naturaleza y ejercitar el bello deporte sereno de la caminata por montes y bosques, leer fragmentos como éste (pág.16) resulta de lo más evocador: "...todo lo que encontramos en los lugares fríos e inhospitos como las cumbres de las montañas, merece nuestro respeto: está dotado de la inocencia más rotunda, de la verdadera firmeza". ¿Quién no ha sentido en alguna ocasión lo que nos cuenta en la,pág.22 : "En la profundidad del bosque, completamente solos, miengtras el viento sacude la nieve de los árboles...nuestras reflexiones adquieren una riqueza y una variedad muy superiores a las que ostentan cuando estamos inmersos en la vida de las ciudades".

En el opúsculo "Caminar" que ocupa el resto de librito, Thoreau afirma que el don de caminar debería conocerse con el término "sauntering" (saunter en inglés es"deambular, pasear") y nos cuenta con bastante humor que es la forma como los niños medievales llamaban a los holgazanes que con el pretexto de que iban a Tierra Santa, con la Cruzada, pedían ayuda y limosna para dirigirse a la "Sainte Terre", deformado en "saunterer", es decir peregrino. Thoreau aprovecha para decirnos a ,los caminantes que en definitiva todos somos "saunterers" porque vamos a la conquista de una especie de Tierra Santa en nuetsro interior, la paz y la armonía.

"Ambulator nascitur" (el caminante nace no se hace) advierte Thoreau y reclama como riqueza interior del senderista "la independencia y la libertad que constituyen el capital de esta actividad que requiere un tiempo y una disponibilidad que "no hay dinero que lo pueda comprar".

Librito, pues, muy recomendable para los que buscan en los caminos la belleza y la paz y se olvidan de marcas y desafíos. Como xdescribe en un poema: "...alojado en la soledad,// de pie sobre aquello que importa"// donde la vida es grata".

FICHA

UN PASEO INVERNAL.- H.D. Thoreau.- trad.de Marcos Nava.- Ed. Errata Naturae.- 117 págs. 14,90 euros.

Compartir este post

Repost0
13 febrero 2015 5 13 /02 /febrero /2015 09:03
Whiplash

Electrizante película sobre el poder de superación y los excesos pedagógicos de un maestro, un director de orquesta de jazz, que busca la perfección aunque sea desollando a sus elegidos. Damien Chazelle nos acompaña en la deriva de un joven virtuoso de la batería que entra en la banda de su conservatorio, dirigida por un duro, implacable, grosero y violento profesor.

Chazelle consigue con esta película mostrarnos los entresijos de una lucha suicida por la perfdección y la durísima competencia que puede hundir a los chicos que buscan el éxito. La cotundencia de los planos sujetos al tamborileo frenético de las baquetas sobre la batería, trasciende el dominio de la música, de la tonada, del ritmo para convertirse en un desafío humano que pone la destrucción y la locura como fronteras. La banda sonora es impresionante. Mientras, Chazelle logra inquietarnos con la batalla brutal entre maestro y discípulo que en algunos momentos recuerdan la proverbia dureza y hasta crueldad de los maestros zen. y consigue que nos veamos inmersos en esa lucha , abandonemos la pasividad del espectador y nos enfanguemos en un duelo peligroso que no parece detenerse ante nada, ante ningun exceso o crueldad psíquica. Los dos protagonistas, un genial J.K. Simmons y un no menos sorprendente Miles Teller nos amarran al asiento y hacen que el pulso se nos dispare en una emoción progresiva.

El montaje de imágenes se sintoniza con el sonido deslumbrante, un ritmo que se te mete en el cuerpo y una tensión que te seduce y te provoca taquicardia y brotes de adrenalina, como si fuera un maestro del terror psicológico. En suma, una obra notable del cine musical en el sentido más noble del término. Al margen de esas consideraciones fílmicas, las que importan desde luego, pero no solo, hay un aplauso evidente a una concepción norteamericana de la existencia como lucha competitiva en la que todo está permitido, la ley de la selva llevada al mundo de la música y del jazz. Apasionante pero filosóficamente cuestionable. La destrucción de lo humano en aras de la perfección técnica. Lamentable.

Compartir este post

Repost0

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens