Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
10 agosto 2016 3 10 /08 /agosto /2016 17:21
Infierno azul

El catalán trasplantado a Hollywood Jaume Collet-Serra consigue un "coup de force" muy acertado en las labores de dirección de "Infierno azul". Con una drástica limitación de escenario --todo transcurre en pleno mar a dos centenares de metros de la playa, sobre una roca emergente que se hundirá con la marea y una torre-boya de señales, faro y campana. Toda la trama consiste en ver los problemas que tiene una surfista atacada por un tiburón asesino que logra refugiarse en la roca mientras el escualo monta guardia en torno a ella para acabar de devorarla. Blake Lively, la muchacha, está en una playa solitaria de Méjico y los únicos surfistas que aparecen por allí son devorados por el tiburón . Destaca la paradoja de una muerte horrible en un lugar paradisíaco, con planos aéreos y generales que describen perfectamente la inmensidad y soledad de la playa dotada de un agua totalmente cristalina. Excelentes secuencias submarinas. Con el precedente del "Tiburón" de Spielberg. Collet-Serra usa la técnica cinematográfica del maestro norteamericano, mostrando pocas secuencias del tiburón físico pero logrando crear un ominoso ambiente de peligro súbito, inmediato, silencioso y letal. Sólo al final lo veremos más, ya totalmente desatado y tratando de llevarse al interior de sus terribles fauces todo lo que pille por delante… Blake Lively logra salir airosa de su cometido dominando con su presencia y sus emociones toda la película. Quizás se prolongue demasiado el brutal sufrimiento de la protagonista y resulta un poco inverosímil el "pespunte" con pendientes que hace la chica a su pierna desgarrada y resulta más dudoso que con tanta pérdida de sangre y el subsiguiente shock traumático la chica se desenvuelva tan bien.

El miedo psicológico es más terrorífico y la tensión sube de puntos cuando sólo tienes el presentimiento de que está el tiburón cerca pero no tienes ninguna señal de por donde va a atacar. Quizá lo menos creíble o en línea con el guión sean las secuencias de la amistad con la gaviota herida a la que cura y que incluso la avisa de la presencia de gente o del tiburón. Y la muerte de los dos jóvenes surferos. En fin, nadie es perfecto Y menos el final. Aún así, si quiere pasar un rato de angustia bien narrado esta es su película.

Compartir este post
Repost0
9 agosto 2016 2 09 /08 /agosto /2016 09:22
Kilo, Two, Bravo

Kajaki es una película bélica modesta, previsible, pero al mismo tiempo con una trama original y dinámica que te mantiene hipnotizado toda la proyección. Buena dirección, excelentes actores, hábil dirección artística, perfecta fotografía. Se nos cuenta el día a día de una patrulla británica en Afganistán. Muy pronto se entra en el hecho capital: un campo de minas terrestres en el que algunos miembros de la patrulla se encuentran dentro sin posibilidad de escapar. Basada al parecer en hechos reales ocurridos en 2006, la película nos muestra sin ambages el sufrimiento que tuvieron que soportar los soldados. Las minas fueron colocadas por los rusos muchos años antes, y no matan a sus víctimas, solo destrozan los miembros inferiores. Los 100 minutos del film relatan la espera de los soldados hasta que llega el rescate con helicópteros. Todo desarrollándose morosa y desesperadamente en un escenario limitadísimo de 30 metros cuadrados de pedregal y una docena de soldados paralizados. El suelo como enemigo furtivo pero implacable, con el terror a hacer cualquier movimiento. Todo descrito en un estilo realista, brutal. Ni siquiera hay banda sonora, para que no nos distraigamos del concierto de explosiones y los posteriores gemidos y maldiciones de los caídos y sus mutilaciones.

Compartir este post
Repost0
8 agosto 2016 1 08 /08 /agosto /2016 09:33
Faraón

Acostumbrado a los "péplum" de Hollywood tan postizos como una peluca en la cabeza de Yul Brinner, cuando apareció "Faraón", reducido a las salas de arte y ensayo , los alumnos de Antropología fuimos a verla con nuestro profesor de Egiptología a la cabeza. El deslumbre fue total, a pesar de habernos extasiado también con "Sinué , el egipcio" basada en la novela de Mika Waltari y habernos choteado (históricamente se entiende) de películas como "Cleopatra", "Quo Vadis" o "Ben Hur". El casi desconocido cine polaco tiró la casa por la ventana para rodar "Faraón", con magníficos exteriores rodados en Egipto propiamente y en Uzbekistán y con el apoyo económico y logístico de la Unión Soviética, logra dar al filme una autenticidad y verosimilitud envidiables. Una puesta en escena impecable, una ambientación magnífica u un rigor científico e histórico de primera mano, convierten a "Faraón" en una de las mejores muestras de cine histórico de todos los tiempos. El gran director Kawalerowicz, invirtió tres años en el proyecto. Para cumplir sus objetivos crea la historia de un faraón inexistente, en la cumbre del esplendor imperial egipcio y dándole un contenido político y social tan básico y preciso que mantiene su actualidad, es el enfrentamiento entre el poder civil y el religioso. Aunque hay momentos excesivamente lentos y discursivos, apenas pesa el largo metraje, 182 minutos, ya que esta película es toda una lección de cine y de historia.

Tanto el vestuario como la ambientación y los actores --excelentes las interpretaciones de los actores que dan vida al supuesto Ramses XIII y al sumo sacerdote Herhor. Disfrutarán con secuencias como el suicidio del esclavo que tras 10 años de trabajo ve cómo su zanja es rellenada de nuevo, la batalla entre los libios y los egipcios, el enfrentamientos entre Ramsés XIII y su doble en el templo de Amón, el ritual de momificación de Ramsés XII o la proclamación de Ramsés XIII como Faraón. Y, por supuesto, el largo plano inicial del escarabajo pelotero.

Compartir este post
Repost0
7 agosto 2016 7 07 /08 /agosto /2016 12:29
Han venido unos amigos

Antoni Marí (Eivissa, 1944) poeta, narrador y ensayista en el terreno literario creativo y editor y catedrático de Teoría del Arte en la Pompeu Fabra, por añadidura, es uno de los intelectuales de este país que, como los libros muy buenos, las películas importantes y en general los grandes clásicos, pertenecen al acervo de lo excelente. Conocido dentro del mundo de exigencia de los mejores, va dejando salir a la palestra con discreción y sabiduría, unas obras que raramente decepcionan y que, en general satisfacen a los que le conocemos y admiramos y va creando poco a poco nuevos adeptos.

No hay nada banal en sus obras, son como "delicatesen" literarias para degustar con morosidad y placer. Atrae por igual al filósofo y pensador, como a los que aman la alada poesía y a los que gustan de sumergirse en una prosa siempre situada en los niveles de los mejores. Incluso se atreve a buscar en lo híbrido de los géneros, como en esta "Han venido unos amigos" ( editado por Renacimiento en castellano y por Tusquets en catalán) en la que las fronteras de la poesía y la narrativa, son transgredidas con ingenio y con pericia. Marí hace un guiño al origen poético de toda narrativa y como un Homero moderno (alejado de la épica), nos cuenta la historia de un hombre que busca la soledad y recurre a la amistad para sanar sus heridas y levantar las fuerzas de su cuerpo enfermo, con el auxilio de una mente brillante y especulativa que ahonda en el pasado y evoca la difícil poesía del presente como una forma de expresar lo que no se puede decir. La traducción al castellano de su original catalán es del propio Antoni Marí.

“Estoy en cama, inválido, desde hace tiempo, / y nada me entretiene ni me alegra tanto como las cartas recibidas, / algo escasas tal vez, o las visitas que me hace la gente / que no es de la familia” (pág. 14) es la entrada al escenario intimista de este poema. Allí desvela la paradoja entre la soledad del poeta y su ansia de compañía. Es el comienzo de un viaje que debe llevar al autor a la esencia de su ahora y su aquí, por encima de cualquier banalidad. La alegoría, la metáfora y el símbolo de la existencia está permeado por el pensamiento y la visión poética.

Los personajes son como sombras que nos hacen dudar de una realidad que, por otra parte, es evocada de manera puntual y exacta, casi corporal. El estilo es brillante, meditativo, exigente (lo he leído en catalán que no es mi lengua materna y he padecido de primera mano esa exigencia terminológica) y va ajustándose como un guante a las descripciones que van desvelándonos el escenario físico donde el poeta espera, piensa y siente. El poema se desenvuelve como una alfombra mágica cuyo recorrido lleva del alma de un hombre al entorno sensual y a los grandes asuntos que preocupan o de los que se ocupan los hombres. La indefinición y vulnerabilidad de la propia identidad, en esencia tan efímera, es la llave oculta del poema, que en su últimas páginas dice: "¿Com un jo, fet a miques, pot tenir el seu llenguatge propi, la seva natural expressió, si aquest jo que tot ho recorda, no entén res? Ni las paraules, ni las coses, ni el que les representa". Y acaba el libro cerrando el uroboros, el círculo taoísta, buscando en el ejercicio de la pluma el sentido global, ya que como dijo el filósofo, "no somos cosas, objetos, pensamiento, somos acto, actividad":

Més enllà dels limits del jardí, la foscor del cel s'estén cap a les fronteres de la llum, eixamplant els dominis de la claredat del que es Intel-ligible. He anat cap a la taula, he agafat llapis y paper, i he començar a escriure: Han vingut uns amics, aquest matí, a veure'm"

FICHA

Han vingut uns amics.- Antoni Marí-- Tusquets Ed.109 págs.12 euros. ISBN 9788483832226

Compartir este post
Repost0
5 agosto 2016 5 05 /08 /agosto /2016 18:25
Horas en una biblioteca

Hay en este ensayo de Virginia Woolf (cuyo nombre real es Adeline Virginia Stephen, 1882-1941), una serie de artículos publicados en revistas de la época que completa dos libros anteriores de ensayos publicados en Inglaterra en 1925 y 1032 por la Hogarth Press y recopilados por su marido, Leonard Woolf, que añadió dos libros más formando cuatro tomos en 1966-67 bajo el nombre de Collected Essays. Han seguido las investigaciones de los eruditos que han logrado identificar ensayos publicados sin firma en revistas literarias hasta publicar en 1977 el libro "Books and Portraits". De este volumen proceden los que ahora aparecen en el libro que recomiendo en los que hay ensayos biográficos que siguen el camino que abrió el padre de la escritora sir Leslie Stephens y perfeccionó uno de los mejores amigos de la Woolf, Lytton Strachey.

En este libro los admiradores de la Woolf encontrarán también agudos ensayos sobre la lectura, el arte de escribir, música, el oficio del novelista y hasta cine. Virginia que vivió una época difícil de transición., con al primera Guerra Mundial y el afianzamiento de los derechos femeninos de los que la autora de "Una habitación propia" era ardiente defensora."Horas en una biblioteca" fue redactado en aquellos tiempos en los que la sociedad inglesa se transformaba empujada por la crisis humanitaria y de valores. En este ensayo hace una defensa del "lector común", del hombre corriente que debe lograr un lugar en el mundo encorsetado por las clases altas. Escribe sobre la diferencia entre los que leen para aprender y los que lo hacen por amor a la lectura. Y establece que es el lector joven el que interesa proteger pues toma la lectura como un ejercicio híbrido, no sedentario, que se ve impulsado por la energía joven y el deseo acuciante de conocer y experimentar, ya que "la gran época para la lectura es la que va desde los dieciocho años de edad a los 24". Según la Woolf es en esas edades tempranas cuando realmente aprovecha el aluvión de lecturas. Hay que perdonar a Virginia esa parcialidad romántica, ya sabemos que en la realidad toda hora de lectura profunda es benéfica sea cual sea la edad en que se produce aunque con los años uno tiende a volver los ojos hacia los clásicos perennes.

Ella misma se convirtió en una clásica, paradójicamente revolucionando el sentido y la estructura de la novela, como también haría Joyce o Faulkner. Su postura como lectora es crítica, con grandes admiraciones y bastantes rechazos (al mismo Joyce no acababa de aceptarlo), con una sensibilidad que enfrentaba a la Woolf de educación victoriana con la admiradora de autores que experimentan con las voces narrativas y la temática que pretendía, ella misma, innovar la novela como medio de reflejar la realidad. Nos habla de Jane Austen, Joseph Conrad o Dostoievski, entre otros. Disfrutemos con textos como “Yo soy Christina Rossetti” (1930), en el que ironiza sobre los amores de la poetisa y sus represiones religiosas. la Woolf defiende el género biográfico (con las vinculaciones personales y familiares que ya he mencionado) " pues aunque debe basarse en hechos, su lectura y los recuerdos que deja llevarán a nuestra mente a entender y profundizar mejor en otros textos". Significativos ensayos. Siempre es un placer leer a Virginia Woolf.

FICHA

Horas en una biblioteca.- Virginia Woolf.- Traducción y edición de Miguel Martínez-Lage.- Seix Barral.- 368 págs. 19,90 euros. ISBN 9788432229299

Compartir este post
Repost0
5 agosto 2016 5 05 /08 /agosto /2016 08:04
Red Tails

Siguiendo la huella de "Hombres de honor" con Cuba Gooding Jr. (que repite en esta película) y Robert de Niro, otro intento., más bien banal aunque muy bien filmado, de la mala conciencia norteamericana hacia los negros. Con la estética de los videojuegos que ya comienza a ser una constante en el cine de acción (en realidad el origen es al revés. Sólo que los videojuegos lo han vulgarizado y vuelto previsible) la película no se sostiene demasiado en el guión, previsible por demás aunque trata de ceñirse a los hechos históricos, pero sobre todo cojea absurdamente en los diálogos. Detrás de la producción está George Lucas, no precisamente un novato, y se nota en la espectacularidad de las secuencias, aunque no en la inteligencia argumental. Anthony Hemingway dirige, aunque no se le ha pegado nada de la fuerza de su apellido. Se trata de la historia real de una compañía de pilotos negros, los The Tuskegee Airmen durante la Segunda Guerra Mundial y sin duda se merecía mejor trato. Notas heroicas para emocionar a las abuelas y rociadas generosas de patriotismo barato made in USA. Un buen tema, una mala realización y unos brillantes efectos especiales. Por lo demás, infantilismo bélico a tope y fallos de verosimilitud y coherencia de parvulario.

Compartir este post
Repost0
3 agosto 2016 3 03 /08 /agosto /2016 11:11
El príncipe negro

Iris Murdoch es una de las autoras en lengua inglesa --aunque ella es irlandesa-- que goza de mi más alta estimación, en muchos aspectos a la altura de la mitificada Virginia Woolf, paradigma de la mujer inteligente. La sensibilidad, ironía e inteligencia de la Murdoch es mucho más clara y perceptible que la de la Woolf, por así decirlo está más al alcance de los lectores no eruditos. Como contrapartida, sus novelas no alcanzan la perfección de Virginia, sus magníficos personajes no son tan profundos y coherentes y en ocasiones se pierde en la complejidad de sus tramas que, por regla general tienen que ver con emociones y sentimientos, con el amor, el rechazo, la vergüenza, el ridículo y la vanidad, en la importancia de la ética para la vida cotidiana y en la capacidad de la memoria para causar dolor y también deleite.

A las mujeres les suele apasionar el personaje central de esta novela, Bradley Pearson, quizá porque se sienten muy cerca de sus emociones y comportamiento. Y esa es exactamente la razón por la que a los hombres les parece un personaje histriónico, dominado por sus emociones y bajo la tiranía de unos sentimientos incoherentes con lo que sabemos de él. La deriva de este personaje , un escritor varado en la impotencia creativa, se convierte en drama cuando se enamora de la hija de uno de sus mejores amigos, el escritor de éxito Arnold Buffin. El melodrama está servido, añadiendo a la ex esposa de Bradley, la familia Buffin al completo, fuego cruzado de sentimientos volcánicos por todos lados y la participación colateral de personajes desnortados como el hermano de la ex, (una pimpante viuda --de su segundo marido-- enriquecida por herencia) un estrafalario es médico, semi delincuente y homosexual y para coronar el pastel, le hermana de Bradley, una mujer absurda que se pasa toda la novela drogada o llorando a causa del divorcio de su marido. Les juro que todo este galimatías logra convertirse bajo la pluma de Murdoch en una novela realista, divertida e inteligente. En sus páginas y cito por su pertinencia: "la autora analiza conductas, ambiciones, la sequía creativa y demás aspectos relacionados con el oficio de escribir y la esencia del arte en general, además de abordar la amistad, las relaciones familiares, la envidia, la decadencia personal, las falsas apariencias, la verdad y la mentira, los ocultos intereses, la utilización de unas personas por otras, la falta de escrúpulos y – ante todo y sobre todo – el amor, por medio de una serie de enredos que habrían convertido la novela en un simple folletín si la hubieran escrito otras manos". Pero también el crimen, un asesinato, la venganza y el despecho femeninos, los celos o la envidia profesional entre escritores. Y algo memorable: una llamada telefónica al protagonista en la que su amigo y rival escritor le dice: "Bradley, ¿podrías venir, por favor?. Creo que he matado a mi mujer"

Todo esto servido por el transparente y exacto estilo de Murdoch. Con su habilidad para mantener la tensión de la trama sin abandonar las reflexiones y descripciones de los estados de ánimo y comportamientos de sus personajes. Divierte la astucia de la autora al incluir prólogos, epílogos y añadidos de otros personajes que corroboran, matizan o rechazan la versión que conocemos de los hechos, en la voz del protagonista. Para terminar, magnífico el prólogo de Álvaro Pombo.

FICHA

EL PRÍNCIPE NEGRO.-Iris Murdoch .- Lumen, 2007. Páginas: 562 . Trad. Camila Batlles.

ISBN: 9788426416179

.

Compartir este post
Repost0
1 agosto 2016 1 01 /08 /agosto /2016 15:13
La hermana pequeña

Magnífica película minimalista, poética y con aspectos dramáticos bien elaborados del director Hirokazu Kore-eda, discípulo aplicado aunque un poco dulzón del maestro Ozu. Pero hay tanta sensibilidad y ternura en el tratamiento de los personajes y el planteamiento suave y sin estridencias del drama que todo se desenvuelve como una pieza de música de cámara. Aquí son los pequeños -o grandes- dramas familiares y concierne a tres hermanas de una misma madre y una cuarta, la más pequeña, de una segunda relación del padre ausente y amado-odiado por las tres. Tras la muerte de esta figura central que no conocemos, las hermanas y afrontan la cisa cotidiana con sus mezquindades, sus pequeñas alegrías y los fantasmas del pasado.

Con todo, hay una corriente suave y casi esquiva de amor y compasión. Y eso, contado con suma sencillez y con una cámara discreta que parece pasearse por ese hogar como un miembro más de la familia, da sentido a todo lo que vemos y admiramos. Todo lo mínimo y trivial tiene cabida en esta obra sin argumento aparente que se ve surcado en ocasiones por una fuerte y luminosa corriente poética. Es un drama de mujeres el que nos cuenta Hirokazu Kore-eda. Y a fe que lo hace de una manera brillante y plácida a la vez. Una película en la que Kore-eda no olvida salpimentar con un humor delicado y agradable. Las actrices son magníficas y dotadas de encanto sencillo y matizadas personalidades, con sus luces y sus sombras, acompañadas de un grupo de secundarios para sacarse el sombrero. Merecido Premio del Público en la 63 edición del Festival de San Sebastián.

Compartir este post
Repost0
30 julio 2016 6 30 /07 /julio /2016 10:08
Retorno al pasado

Excelente muestra del cine negro clásico norteamericano. La resolución fotográfica es de primera, los diálogos ingeniosos y realistas, el guión inteligente y los intérpretes, salvo el poco lucido papel de Kirk Douglas, están formidables, empezando por el austero Robert Mitchum y las jóvenes actrices, con una Jane Greer que compone una mujer fatal a la altura de las más conocidas en el 7º Arte, de cuyos labios no salen más que mentiras rodeados de una adorable sonrisa. Escuchando los diálogos de esta pelñicula uno rememora a los mejores escritores norteamericanos, desde un Hammet a un Chandler. Está basada en la novela de Daniel Mainwaring "Build My Gallows High, que adaptó al cine su propia novela, con una fotografía en blanco y negro realmente magistral a cargo de Nicholas Musuraca y con una excelente banda sonora a cargo de Roy Webb. El ritmo es electrizante, no en vano el director de esta pequeña joya fue el gran Jaques Tourneur. El trágico final tiene su compensación ética con el engaño que el amigo del protagonista, un joven sordomudo, perpetra para hacer creer a la novia del protagonista que éste se quería fugar con la femme fatale cuando fueron abatidos. Sabe que no es así, pero Mitchum le pidió que, caso de ir las cosas mal, lo hiciera para que la muchacha se sintiera libre para rehacer su vida. El guiño del joven al letrero con el nombre, falso, de Mitchum, es un gesto que ningún cinéfilo podrá olvidar.

Compartir este post
Repost0
29 julio 2016 5 29 /07 /julio /2016 16:43
Mendel, el de los libros

Zweig escribió este pequeño libro de 57 páginas en 1929, trece años antes de suicidarse junto a su mujer en Petrópolis, entonces un lugar rural no muy lejos de Río de Janeiro, donde fue a parar, desesperanzado y lleno de temores tras huir de su adorada Viena por el avance imparable de los nazis y tras una estancia desilusionada en Estados Unidos. En él, con su prosa brillante y fluida nos cuenta la historia lamentable y patética de Jakob Mendel, un original, tímido, introvertido, solitario y excéntrico librero de viejo que durante más de treinta años acude, cada día, desde primera hora de la mañana y hasta la noche, justo antes del cierre, al café Gluck de Viena, donde ocupa siempre a la misma mesa y consume dos cafés y unos pocos bollos de pan. Es una institución cultural del local. En su rincón lee, escribe, estudia y se ocupa de su negocio, vender libros y por supuesto buscarlos primero gracias a ser un desconocido -- pero famoso en círculos minoritarios de eruditos -- experto en libros, en fechas y lugares de publicación, en editores, en autores, en géneros. Es como un ordenador, una biblioteca ambulante, una autoridad bibliófila, una eminencia dotada de un cerebro portentoso. Vive para los libros y ellos son toda su vida, ajeno a lo que ocurre en el mundo, en su ciudad, a dos metros fuera de su mesa. Ni tan sólo se ha enterado de que en torno suyo el mundo se derrumba a causa de la I Guerra Mundial. Esa será su perdición. Por un motivo futil, dos postales enviadas a dos países enemigos, Inglaterra y Francia, reclamando catálogos de libros, pondrá en marcha la absurda y fatal maquinaria represiva de la policía y el ejército, en un país de tradición prusiana. Terminará en un campo de concentración y comenzará la caída hacia el olvido y la muerte. Mendel parece surgido de una novela de Kafka. Pero nace de la pluma de un hombre que comienza a montar en su mente una historia semejante que reflejará su propio final, Zweig. Mendel es además judío, de Galitzia, un inmigrante ruso que huyó de su país para no realizar el servicio militar, que lleva muchos años en Austria pero nunca se ha preocupado en adquirir la nacionalidad austriaca,. Es una persona sin documentación que solo ha querido vivir en el mundo de los libros, presa fácil e inocente para la inhumana máquina burocrática de un Estado en guerra. Cuando vuelve de la prisión, Mendel ha cambiado y no encuentra su lugar en un mundo que también ha cambiado.

Resulta chocante que este libro de Stefan Zweig fuera escrito sin que su autor sospechara en lo más mínimo que un destino semejante, cambiando el exilio por el campo de concentración, le estuviera reservado. Tampoco el mundo que sobrevino tras la Segunda Guerra Mundial no tenía nada que ver con el que Zweig disfrutó (y que, de alguna manera, también estaba fundamentado en los libros, el arte y la cultura). El terror a una posible victoria nazi, a un mundo dominado por la barbarie militarista y represiva, llevó a Zweig al suicidio. "Mendel, el de los libros" se convierten así en un impresionante alegato contra esa clase de tiranía.

FICHA

Mendel el de los libros.- Stefan Zweig .- Editorial: Acantilado .- Páginas: 57 ISBN: 9788496834903

Compartir este post
Repost0

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens