Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
22 abril 2016 5 22 /04 /abril /2016 08:27
El guardian entre el centeno

Lo cierto es que ha sido una novela esencial para millones de personas desde su aparición en 1951 (creo que no sería traducido en España hasta cerca de los sesenta, aunque en Hispanoamérica hubo una edición anterior) y ha constituido un testimonio de comprensión personal no sólo para los adolescentes y jóvenes de la edad del protagonista, Holden Caufield, sino para todo lector que se precie. Salinger, un autor de culto y oculto durante casi toda su vida, logró vender más de sesenta millones de copias de su novela en todo el mundo, y sigue vendiéndose (y leyéndose) como si fuera un best seller actual.

A pesar de que Holden se define a sí mismo como "el más terrible mentiroso que jamás hayas visto" su credibilidad humana sigue siendo tan potente como desde su lejano nacimiento, con un "revival" lógico tras la muerte de Salinger en enero de 2010. En puridad (y que me perdonen los puristas) la voz traviesa, satírica, socarrona, inteligente y brutalmente clara, sencilla y áspera recordará a muchos la genialidad sardónica del Guillermo de Richmal Crompton (seudónimo de una adorable viejecita inglesa) totalmente desprovista de la sensualidad y el erotismo de Holden, sumada a la desfachatez irónica y escatológica del Ignatius Reilly de "La conjura de los necios" (John Kennedy Toole).

Pero semejanzas aparte, el libro estrella de Salinger es una lectura necesaria para entender un poco el sesgo iniciático de la juventud a la madurez que mantiene una actualidad y vigor universales en occidente. Y ahí radica la importancia y la validez clásica de la novela. A pesar de los profundos e innegables cambios del proceso de maduración de los jóvenes, "El guardián en el centeno" sigue siendo actual y se configura como un símbolo literario inextinguible. Con un comienzo absolutamente certero: "Si de verdad les interesa lo que voy a contarles, lo primero que querrán saber es dónde nací, cómo fue todo ese rollo de mi infancia…” (en la clásica y excelente traducción de Carmen Criado) esta historia sobre “un chico de instituto durante las vacaciones de Navidad” como el mismo Salinger definió su obra (de cuya importancia posterior, como suele suceder, el creador no tenía la menor idea) se ha convertido en "el libro" que varias generaciones han conservado celosamente en las más magras y reducidas bibliotecas personales, a veces pasándolas de padres a hijos o a nietos. Su acidez adolescente va pareja con una ternura indudable como cuando habla de su hermana pequeña o relata los hechos que rodean a la muerte de su hermano. Salinger escribió seguramente sobre sí mismo y a uno le parece ver en el Holden que declara su odio a todo el mundo, el aislamiento de algunos adolescentes (casi todos en algún momento de sus vidas) la rebeldía que es la reacción en un proceso de encontrar un lugar en el mundo, ese complejo de Peter Pan que rechaza crecer pero al mismo tiempo lo desea y, en fin, el rechazo al mundo adulto, a la hipocresía que domina la sociedad, la imbecilidad manifiesta de tantos, la corrupción general, preservando en los posible la espontaneidad, libertad y creatividad infantiles. Por eso Holden se auto declara vigilante, guardián, de esos niños que juegan en el campo de centeno. Es casi al final, cuando habla con su hermana Phoebe y le dice lo que le gustaría ser, citando mal -le corrige la niña- un poema de Robert Burns, "Si un cuerpo encuentra a otro cuerpo, cuando van en el centeno". Holden dice "Un montón de niños juegan en un campo de centeno, están solos y nadie mayor les vigila. Y hay un precipicio al final del campo. Mi trabajo consiste en evitar que caigan en el precipicio. Eso es lo que me gustaría hacer todo el tiempo. Vigilarlos".

Todo empieza cuando tras una pelea Holden es expulsado del colegio donde estaba interno (ya cuenta con varias expulsiones de otros colegios). El chico de 16 años inicia una aventura de pocos días y se pierde en Nueva York para retrasar la vuelta a casa, donde esperan los padres, la autoridad y el castigo, aunque hará una incursión secreta para poder ver y hablar con su hermana adorada, sensible y más inteligente que él mismo (como reconoce con humildad y respeto). Piensa en el sexo y teme internarse en ese mundo, bebe disimulando su edad, se relaciona con sobrio sarcasmo con los adultos con los que se cruza, no para de decir tacos, fuma como un carretero y critica desnuda y crudamente la enseñanza, las costumbres y a los que detentan el poder. Un texto que alarmó a las autoridades escolares de su país natal que condenó la novela a un ostracismo cada día violado por el interés de chicos y chicas de esas edades y por supuesto de los adultos que lo leían sin dilación. Aunque dada la inteligencia y la sensibilidad de la novela, su estilo original y realista, su agudo y rasposo sentido del humor, las prohibiciones y las críticas de muchos sólo han avivado el interés y el éxito del libro. Es una novela de iniciación como "La montaña mágica", los relatos de Guillermo, muchas de las obras de Jack London, Kipling o Mark Twain y tantas otras igualmente imperecederas. Definitivamente, vale la pena engrosar el número de ávidos lectores de este clásico. De verdad.

FICHA

" El guardián entre el centeno". J. D. Salinger. Alianza Editorial. Madrid, 2013. 288 páginas. 9,13 euros.

Compartir este post
Repost0
20 abril 2016 3 20 /04 /abril /2016 18:08
El sistema

Ricardo Menéndez Salmón (Gijón, 1971) que pasó muchos años en el limbo de los autores minoritarios de culto, (los tiempos de "La filosofía en invierno" o "Los arrebatados") ya juega en la liga de los respetados y conocidos y se puede permitir una novela como "El sistema", una supuesta distopía que requiere un código propio para su lectura, lejos de "La ofensa" o "Medusa", pero cercano a su "Trilogía del mal". Recibió el Premio Biblioteca Breve de Seix Barral por esta novela de metáforas sociales, éticas e históricas donde se pretende reflejar determinadas fuerzas y vectores de presión que se dan en nuestra cultura occidental y en estos tiempos desnortados. No es una novela de ciencia ficción, sino como "1984" , "Un mundo feliz" o "Rebelión en la granja" recurre a determinados tópicos para analizar y criticar unas concepciones vitales y filosóficas que están mutando debido a la globalización y a su problema esencial: la disparidad que crea a "el otro", el "ajeno", el "refugiado". Cómo palabras y conceptos como "libertad" "propiedad" "democracia" pierden su sentido propio y su ambición universalista. El autor mantiene el tenso nivel de su lenguaje, de su estilo en el que de vez en cuando la poesía marca contrastes sorprendentes. Quizá sea la exasperación de una clave que Menéndez Salmón ha utilizado en algunas novelas anteriores, la de la frágil identidad de la persona en este mundo ferozmente cambiante. Como siempre en este autor la metáfora está al servicio del estilo. Como los dos autores citados antes, Orwell y Huxley, M. Salmón regresa al apocalipsis de una forma de entender la existencia a la que el progreso mal entendido y peor gestionado ha colocado en la línea del fin.

Se trata, pues, de una alegoría a la manera de Swift, tan ambiciosa como "Los viajes de Gulliver" y con parecida intención satírica. El Poder en el Sistema, los Propios, trata orwellianamente de reescribir la historia borrando la del pasado y abocándose a una huida hacia delante donde solo espera la catástrofe. Mientras los Ajenos, la otra facción humana de este mundo lastimosamente probable, busca en el aliento clásico, homérico, una superación de esa básica dicotomía que enfrenta al Yo con el/lo Otro. Citas textuales y pertinentes de los autores en los que ha bebido el novelista, desde Bradbury a Bergman, Pynchon o Virgilio. Un poco excesivo. La narración se ahoga en la ambición global del autor, en una trama algo oscura y siempre manteniendo una nota demasiado alta que a veces resulta retórica, pero casi siempre es equilibrada por un acceso brillante a la expresión poética, a las imágenes deslumbrantes servidas por un castellano riguroso y feliz. Desde Kafka a Dante o el aliento de los textos homéricos, Menéndez Salmón ofrece una novela que desconcierta, atrae y, desde luego, inquieta. Uno se pregunta cuál será el próximo paso novelesco de este autor cuyo dominio de la narrativa está a la altura a menudo de su ambición. Todo apunta a reflejar la esperanzada alegoría de "Fahrenheit 451". Pero ¿de qué manera? ¿Tal vez con el símbolo del final de "2001, una odisea espacial"?

FICHA

EL SISTEMA.- Ricardo Menéndez Salmón.-Seix Barral. 19,90 euros. 327 págs.

Compartir este post
Repost0
18 abril 2016 1 18 /04 /abril /2016 07:33
Ante todo no hagas daño

Si hay un libro donde la vulnerabilidad de nuestra salud cerebral queda de manifiesto es este que firma uno de los neurocirujanos más conocidos en el mundillo de la especialidad, el inglés Henry Marsh, por cuyas manos han pasado más de 15.000 pacientes. Además de ser un punto de referencia en su profesión, el doctor Marsch ha estudiado Filosofía, Políticas y Economía en la universidad de Oxford y pertenece a esa grey de soberbia categoría que es la de los médicos humanistas. No es de extrañar pues que su libro de memorias "Ante todo no hagas daño" (fórmula utilizada en el juramente hipocrático de los médicos) se haya convertido en un auténtico best-seller. Siguiendo la estela de Oliver Sachs y con parecida profundidad técnica (aunque no llega a la habilidad y fuerza de estilo literario del recientemente fallecido autor de "El hombre que confundió a su mujer con un sombrero" o "Alucinaciones") Marsh no sólo nos habla de los difíciles y a veces pavorosos casos clínicos que resolvió con su cirugía, sino de algunos de los errores que cometió y de sus consecuencias (con una honestidad y valor como he visto pocos en su profesión).

Sus críticas a sí mismo, sus colegas y el sistema sanitario inglés, con un estilo contundente pero amable y con cierto sentido del humor e ironía, hacen de este libro una lectura inolvidable, emocionante y que crea cierta adicción y bastante sensibilidad hacia la enorme complejidad del cerebro, su relativa vulnerabilidad y todo lo que depende de que funcione correctamente. Este neurocirujano de 65 años, modesto, firme y ligeramente irónico que lleva con gracia su fama, asegura con lógica profunda y humilde que "Lo difícil de mi trabajo no es operar. Lo complicado es decidir si hacerlo o no y vivir con las consecuencias". El autor se ha jubilado y ha abandonado su cargo en el hospital público St George’s, uno de los centros universitarios más reconocidos de la capital británica, aunque sigue estando disponible para su departamento de neurocirugía.

Marsh nos cuenta cómo descubrió su vocación tras presenciar una operación de aneurisma cerebral cuando trabajaba de interno en una unidad de cuidados intensivos. “En aquel momento, comprendí por qué se comparaba este tipo de operación con la función de desactivar una bomba”. Una gran destreza en la operación, pulso firme, conocimientos amplios y una seguridad en sí mismo no monolítica sino abierta a los cambios y los imprevistos de cualquier quirófano le convirtieron en un cirujano de referencia en su especialidad. Fue el primer neurocirujano que aplicó en Inglaterra anestesia local en una operación de glioma (técnica que se aplicaba en estados Unidos), un tumor que se sitúa en zonas del cerebro que controlan el lenguaje y los movimientos de las extremidades. Es posible hacerla así porque el hueso del cráneo y el cerebro son insensibles al dolor. Los datos de su vida personal y sentimental y de las dificultades en hacerlas compatibles, van contrapunteando las explicaciones de los retos quirúrgicos que el autor debe superar día a día. Y añade grandes dosis de compasión, respeto y dolor, cuando debe afrontar a los familiares de los enfermos que no logran superar el quirófano o que lo hacen con problemas en ocasiones pavorosos. El autor habla de lo difícil que es gestionar la vinculación emocional entre médico y paciente, tan necesaria como, al mismo tiempo, sometida a un equilibrio. Sus experiencias como docente ha sido larga y bastante fructífera, a pesar de sus dificultades intrínsecas (Marsh recuerda algunos "pulsos" entre mentor y alumno, donde la generosidad debe aliarse con la firmeza.

Como recordatorio de la importancia de la neurocirugía en nuestras vidas, sabemos que en España se practican unas 30.000 intervenciones anuales del sistema nervioso entre hospitales públicos y privados. La cirugía cerebral más frecuente en nuestro país es la de glioblastoma, un tumor muy agresivo debido a su capacidad de metástasis y su resistencia a la quimioterapia. Rusia, Albania y Nepal son algunos de los países donde Marsh ejerce de forma altruista para enseñar a los neurocirujanos de esos países. Como detalle llamativo, Marsh, asegura en su libro que no ha encontrado el lugar donde se asienta la mente, ni rastros del alma ni prueba alguna que permita creer en otra vida después de la muerte. "Cuando el cerebro muere, morimos nosotros".

FICHA

"Ante todo no hagas daño".- Henry Marsh.- Trad. Patricia Antón.- Ed. Salamandra.- 346 págs. 19 euros.- ISBN: 9788498387209

Compartir este post
Repost0
14 abril 2016 4 14 /04 /abril /2016 09:01
Mi año con Salinger

Excelente novela para lectores adecuados a su especial temática: el mundo literario en todas sus facetas profesionales, autores, libreros, bibliotecarios, editores, agencias literarias y, lógicamente, lectores profesionales. Escrita por una poetisa y escritora norteamericana, Joanna Rakoff, en primera persona y con una envidiable soltura, inteligencia y humor, constituye una de las más deliciosas narraciones de la vida y el pulso de una muy tradicional, vetusta e importante agencia literaria de ese país, con autores muy renombrados en su haber, entre ellos el gran Salinger, que da sentido y titulo a la novela.

El año que pasa Joanna en la Agencia da pie a compartir no sólo las tribulaciones, dudas y crecimiento de la chica, sino su descubrimiento de Salinger y de las rarezas y limitaciones que el esquivo escritor exige a sus representantes. Ella se encarga de lidiar con la voluminosa correspondencia íntima que el autor suscita en sus lectores y que debe ser respondida con una escueta nota formal notificando que Salinger no desea recibir correspondencia de sus lectores y que no lee las cartas ni por supuesto las contesta. Joanna termina contestando personalmente a algunas de ellas y termina por sentirse atraída por el misterioso autor de "El guardián entre el centeno" o "Franny y Zooey" entre otras. Salinger vivía aislado en Cornish (New Hampshire) y no quería saber nada de la prensa o de sus admiradores, aunque de vez en cuando llama la jefa de la Agencia y habla en su ausencia con Joanna, estableciéndose una limitada y cortés relación.

El amor a los libros es una constante en esta novela iniciática. Y el carácter cerrado y hostil a los cambios tecnológicos de la Agencia, es como un recordatorio del pasado y su respetuoso talante hacia autores y libros. En la última década del siglo XX resulta divertido observar que Joanna tiene que usar dictáfono y máquina de escribir, puesto que el único ordenador que a regañadientes admite la Agencia tiene su acceso limitado. El lector tiene un acceso inesperado a la personalidad de Salinger y comparte con Joanna su curiosidad y admiración hacia el escritor. Y con ese aditamento el relato personal e íntimo de la voluble Joanna, su poco gratificante vida sentimental y su desconcertada vida familiar, en un progreso psicológico y emocional que matiza humanamente la narración. Su forma de contarnos la vida cotidiana de una joven en el Nueva York de hace veinte años es de lo más suculenta y divertida. Recuerda un poco a Henry Miller por el afán lúdico y sensual (aunque sin la desorbitada sexualidad del autor de los "Trópicos") . No os la perdáis.

FICHA

"Mi año con Salinger".-Joanna Rakoff.- Ed. Bruguera.-Trad. Victoria Morera.-332 págs. ISBN 9788402421418

Compartir este post
Repost0
10 abril 2016 7 10 /04 /abril /2016 08:38
ENSAYO SOBRE EL LUGAR SILENCIOSO

Me encanta este "enfant terrible" de la literatura en lengua alemana (Handke es austriaco, nacido en 1942 y fustigador de la mala conciencia austriaca tras la debacle nazi). Es un narrador de lo fronterizo, ese lugar incómodo donde nada es lo que parece y en el que la gente procura estar lo menos posible. No es casual que explore el silencio como elemento preciso para reorientarse intelectual y vivencialmente, rechazando de forma sistemática el exceso de "ruido" que ahora más que nunca entorpece una reflexión serena.

El "lugar silencioso" es la metáfora lingüística con que en lengua alemana se denomina al retrete. No es Handke el primer autor que se atreve a internarse en ese aparentemente banal tema. Recuerdo con auténtico placer el librito que Junichiro Tanizaki dedicó al "Elogio de la sombra", un volumen filosófico y poético donde el autor japonés nos hablaba, entre otras cosas, de un excusado existente en un monasterio budista y su idoneidad para dedicarse a la contemplación y a la meditación. El propio Handke lo cita más o menos de pasada y asume como inspiración principal una novela de A.J. Cronin, "Las estrellas miran hacia abajo" donde el protagonista, un chiquillo, recurre al aislamiento de un retrete a cielo abierto desde que se ve observado por las estrellas.

El periplo autobiográfico de Handke por los retretes como lugar de soledad comienza en su infancia, en casa de su abuelo en la Carintia austriaca. El breve volumen recoge los planteamientos vivenciales y poéicos del autor y su recurso en pos de soledad en muy diferentes lugares y países. Váteres en la Universidad donde estudió, en los Balcanes, en sus viajes en tren, estancias breves en lugares minimalistas donde protegerse del mundanal ruido... Con un estilo que desborda la sintaxis, se recorta y se lanza en pos de una idea sin mucho cuidado por la coherencia de la oración. Un estilo ligeramente indolente respecto a la corrección pero sugestivo y sugerente (evidentemente leo una traducción del fiel traductor de Handke, Eustaquio Barjau).

El cuarto de baño de Handke, refleja algo sustancial en este escritor, el desplazamiento, la soledad en un territorio vagamente hostil, un lugar donde se huye de los otros y se busca el propio centro relativo en un mundo que nos desconcierta (cuando no nos agrede). Esa conciencia de falta de raíces, de ausencia de patria, es un cliché narrativo en el autor austriaco, cuya obra "La repetición" --que cita en este libro- trata sobre su propia busca del origen familiar entre Austria y Yugoslavia. Y en donde ya recurría al "lugar silencioso" como clave metafórica de su extrañamiento y de un estilo perceptivo que tiene que ver con la lentitud, la morosidad, la mirada atenta pero distraída, ensimismada. Un estilo que busca en los “espacios intermedios”, lugares de "frontera", datos y objetos, visiones y sensaciones, con los que construir un entramado personal que apuntale la identidad. Por eso el ritmo de Handke es el del caminante, el hombre que anda y observa, rodeado de la nimiedad y la fuerza de las cosas cotidianas.

FICHA

Ensayo sobre el Lugar Silencioso. Peter Handke. Traducción de Eustaquio Barjau. Alianza Editorial. Madrid, 2015. 104 páginas. 12 euros

Compartir este post
Repost0
8 abril 2016 5 08 /04 /abril /2016 08:14
Identificación ecológica de aves

Hay dos reflexiones que un lector común se plantea al conocer y leer este libro de consulta. La primera es bastante obvia: el desconocimiento palmario que la mayoría de los lectores tiene sobre las aves, sus clases, sus plumajes, sus hábitos y sus características es tan palmaria y vergonzante que llama la atención. Consecuencia inmediata: los fallos, carencias y vacíos de la educación pública -o privada- en este país. Un libro como éste del biólogo Pablo José Jodrá Arilla, debería ser de uso obligatorio en los institutos de enseñanza media y si me apuran en los de educación primaria. Junto con otro semejante dedicado a árboles, flores y fauna. Al menos, señores educadores, los de la zona del país donde radican los centros.

Y la segunda es un poco más sibilina: la premisa esencial, metodológica del texto de Jodra es la forma "nueva" de identificar aves. Nos dice el autor que además del plumaje, colores, disposiciones y siluetas, propone otras características a tener en cuenta, como la estructura ecológica de la zona y el comportamiento del ave en cuestión con respecto a sus congéneres, su vuelo o los elementos naturales de la zona. Así se propone una visión "holística" de las aves teniendo en cuenta todos los elementos disponibles. Ese análisis aporta una serie de elementos en cuya síntesis deviene una forma de identificación más certera y exacta. Y, evidentemente, se aclara la forma de utilizar los elementos teóricos en el trabajo de campo. Es decir, sin animo de frivolizar, es aplicar los métodos inductivos y deductivos de un Sherlock Holmes o un Hércules Poirot al avistamiento e identificación de aves. Es decir, algo que Agatha Christie y Conan Doyle nunca explicaron a sus lectores: tales métodos tiene una venerable antigüedad: pertenece a los atomistas griegos, de Demóstenes a Pitágoras, Anaxímenes o Tales de Mileto, que ya recomendaban para la observación y conocimiento de la naturaleza y sus fenómenos unas técnicas muy, muy semejantes a las que Jodra Arilla propone en su magnífico y aclaratorio libro.

La moraleja de esta reseña se resume en algo que he percibido leyendo aquí y allá por las páginas del libro: el entusiasmo del autor por comunicar sus conocimientos sobre las aves, el amor de este a los espacios naturales libres --es un fanático de los Ports, cosa que comparto- y una muy sana ambición de dar categoría científica a su sistema de avistamiento e identificación.

Realmente es muy atractiva la forma como Jodra Arilla nos enseña a participar en su amor por los "safaris" de conocimiento. Solo por ello y como posible acicate a una muy sana afición, la ornitología de campo, vale la pena leer con cuidado este libro y aplicar sus sugerencias a los paseos por el monte.

FICHA

Identificación ecológica de aves.- Pablo José Jodra Arilla.- ed. caprahispánica.com.-323 págs. 21,99 euros. ISBN 9781519491145

Compartir este post
Repost0
7 abril 2016 4 07 /04 /abril /2016 17:25
Una pastelería en Tokio

Deliciosa cinta nipona al estilo de la vieja escuela. Esa extraña comunión del individuo con el entorno, los cerezos floridos, el susurro de las hojas, la belleza de las flores más diminutas. También la atención a los pequeños detalles, la cortesía en la relación, el amor a la perfección en el trabajo (en este caso la cocina). También un cierta nostalgia melancólica, una dulzura tenue, casi de puntillas y personajes llenos de profundidad, melancolía y encanto (y estamos hablando de lo que la sociedad etiqueta como "perdedores", el ex convicto que hace a la fuerza un trabajo de encargado en una pastelería, la anciana que sobrevive a la lepra, la jovencita desorientada que se escapa de la escuela. Pero siempre con delicadeza se nos narra una historia de aprendizaje humano que transcurre con la lentitud de los días de ayer, con secuencias donde se atisba ese "plus" que da la vida a ciertas personas y un aire contemplativo que sugiere belleza y silencio, serenidad y una delicada compasión por los seres humanos cuyas historias compartimos (y, en definitiva, por nosotros mismos, también sobrevivientes de otro tipo de pesares).

Una historia sencilla y sin moralejas, donde el afecto, el desinterés y la gratuidad del amor van emanando de la película, cautivando al espectador con el solo requisito de una cierta paciencia y una apertura de sensibilidad.

Dirige, Naomi Kawase, también autora del guión. No hay complejidad ni pretensiones intelectuales. La historia de la anciana Tokue, una maestra zen "avant la lettre", logra inspirar al espectador interesado, precisamente por su sencillez y su sensibilidad, como cambia la vida de los otros dos protagonistas, el pastelero de media edad y la jovencita escolar.

No se la pierda

Compartir este post
Repost0
6 abril 2016 3 06 /04 /abril /2016 13:30
L'ull de la ment

El recientemente fallecido Oliver Sacks es uno de los neurólogos más interesantes en el mundo de la divulgación científica y sus obras han sido auténticos best-sellers, encantando por igual a los que hemos recorrido algún camino sanitario paralelo, profesores, profesionales y estudiosos del cerebro y la mente humanos, como a los interesados en esos temas que no tiene formación científica alguna pero que también les fascina ese misterioso órgano del hombre donde están anclados elementos tales como la identidad, la memoria, los sentidos, la percepción y, cabalmente, el existir de la persona y su lugar en el mundo.

En otras obras Sacks ha desmenuzado esa relación entre lo externo, los fenómenos y estímulos a los que hacemos frente y el cerebro y la mente. Al principio a través del sentido del oído (recordemos "Musicofilia", entre otras) y en esta ocasión a la vista. ¿Cuál es el campo que nos abre Sacks?: el de la visión y sus características, sus respuestas a los estímulos y patologías unido al aporte a la creatividad que el ejercicio de la visión supone, enfocada no sólo a la imagen, pintores y cineastas, sino al lenguaje y las distintas formas de comunicación. Sacks, excelentemente documentado, nos habla de patologías que afectan a creadores en distintas ramas, explorando los efectos de la alexia (imposibilidad de leer por no reconocer las palabras) en los escritores, la pagnosia (alteración de la percepción que impide reconocer rostros, objetos o sensaciones familiares) o los efectos de un melanoma ocular que padeció el propio autor. Sin contar los efectos de la ceguera en la creatividad de algunos, como el poeta John Milton, autor de "El paraíso perdido" o el argentino José Luís Borges (Sacks se aventura a hablarnos de Homero, el esencial autor griego --cuya existencia como persona es una teoría no confirmada--) entre otros grandes autores afectados por patologías de la visión.

También nos cuenta Sacks otros procesos patológicos que afectan a la capacidad comunicativa, el lenguaje, o el reconocimiento de rostros ) como la pérdida del habla del gran Samuel Johnson o sus propias experiencias con los problemas que le asaltaron durante su vida, no especialmente afortunada en cuestiones de salud pero muy completa en cuanto a lucidez mental, inteligencia expositiva y conocimientos. Como todos los de Sacks, leerle es un placer y una posibilidad de conocer más el mundo complejo de la mente y el cerebro.

FICHA

L'ULL DE LA MENT.- Oliver Sacks.- 288 págs. editorial: LA MAGRANA .-21 euros ISBN: 9788482648774

Compartir este post
Repost0
2 abril 2016 6 02 /04 /abril /2016 08:31
Els ponts trencats

Manuel Milián Mestre es figura política conocida desde los tiempos de la transición, uno de los hombres fuertes del hombre fuerte por antonomasia de la época, Fraga Iribarne. Periodista y político, quizá un trasunto de aquél tiempo de algunos iluminados por la eficacia cínica de un Maquiavelo salvando las distancias que nuestra España suele establecer para sus hijos. Hombre de mirada oportuna -quizá algunos la tildes más de oportunista- pero en todo caso indispensable para conocer el trasiego de ideas, conceptos, cesiones, cambios oportunos, cinismo, errores y veleidades de un tiempo difícil. En esta obra Milián nos habla de las relaciones oscilantes entre la agonía, la presión, las corruptelas, las debilidades y los entusiasmos irredentos que han marcado la dicotomía España-Cataluña. No olvidemos que se trata de una mirada entrenada, la mirada de un periodista avezado (miembro fundador de "El País" y firma habitual en los medios más diversos de la piel carpetovetónica de nuestro país) aunque con el sesgo -respetable por demás- de la afiliación del partido popular en sus diversos bandazos y su coherencia ideológica. Como figura destacada de todos los hitos de esas relaciones problemáticas entre "España" y Cataluña, desde Tarradellas, hasta Pujol, desde Suárez a Aznar y secuelas.

Milián nos explica el contenido de su "tercera vía" que junto a otros prohombres ofrece a los actuales gobernantes, buscando un difícil equilibro entre el berroqueño inmovilismo de algunos y el acérrimo independentismo de otros. Milián, "The Fox", abona el "reconocimiento" (y aceptación) de la nacionalidad catalana, el blindaje de sus especificidades lingüística y cultural y un pacto fiscal, todo ello reconocido en una disposición constitucional. Quizá uno de los puntos más interesantes del libro sea la glosa de la figura de Fraga, "un estadista descomunal", al que considera injustamente tratado por la historia cercana de nuestro asendereado país.

Milian recorre pues los "tres puentes" entre España y Cataluña que marcan la transición, la vuelta de Tarradellas y el Pacto del Majestic con Pujol . Para Milian los citados puentes han sido rotos. Ofrece esa "tercera vía" como posible solución, tratando de elevar el optimismo en una historia que rezuma pesimismo pero dejando claro que ninguna de las posturas encontradas entre las dos partes ha sido llevada con habilidad, dignidad o eficacia. Un análisis del momento actual no permite el menor atisbo de esperanza, entre los errores de Rajoy y los excesos formales del sector más cerrado del independentismo, ambos incólumes ante la indefinición y la inconciencia del resto de los partidos y el desgaste del poder empresarial.

Pero al margen de todo el cargamento y el mensaje politico del libro, resulta interesante seguir la parte biográfica del propio Milián que ilustra como pocas la deriva de un hombre a través de sus circunstancias y cómo estas van perfilando una trayectoria que involucra a la persona con la sociedad y la política de su tiempo.

Un libro, pues, para leer atentamente, aunque el lector no comulgue con las ideas y la adscripción política del autor.

FICHA

ELS PONTS TRENCATS.- Manuel Milián Mestre.- Ed. Pórtic.-551 págs.- ISBN 9788498093063

Compartir este post
Repost0
29 marzo 2016 2 29 /03 /marzo /2016 11:40
La zona de interés

El nuevo libro de Martin Amis, el otrora "enfant terrible" de la literatura británica del siglo XX, busca una nueva piedra de escándalo que aportar a su no pequeña lista de mordacidades literarias donde disecciona con su punzante humor satírico algún vergonzante episodio de la historia del ese siglo nefasto que fue el pasado. Si en "Koba el Temible " nos hablaba de los crímenes de Stalin y en "La flecha del tiempo" relataba la historia de un nazi cronológicamente al revés, desde la muerte hasta el exilio y culminaba con su presencia en Auschwitz, en "La zona de interés" vuelve a Auschwitz para contarnos a través de tres voces contrastadas la vida interior del campo con el pretexto de una absurda historia de amor entre en oficial secundario de las SS y la esposa del comandante del campo. Los tres narradores, el oficial, el comandante, Paul Doll, y un miembro del Sonderkommando, un grupo de judíos encargados de controlar al destino final de sus congéneres en un grado de degradación moral difícil de describir. La jerga del campo entre víctimas y verdugos, los chistes y arreglos vergonzosos que marca la supervivencia en condiciones apocalípticas, forman la materia formal de esta novela cuya necesidad de ser resulta por lo menos problemática tras el 70 aniversario de Auschwitz que se "celebró" en 2014. ¿Aporta algo nuevo a una historia horrible que seguramente ha sido la más documentada de todos los genocidios de este siglo? No. La "banalidad del mal" reflejada en ese horror según Anna Arendt, también golpea al lector que acaba el libro musitando como el narrador del libro de Conrad "l corazón de las tinieblas", en el que se basó "Apocalipsis Now": "el horror, el horror", a pesar del tono satíricamente banal con el que Amis escribe las tortuosas vivencias de sus personajes.

FICHA

LA ZONA DE INTERÉS.-Martin Amis.- Trad. Jaime Zulaika. Anagrama. 312 páginas. 19,90 euros.

Compartir este post
Repost0

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens